MENÚ
miércoles 22 mayo 2019
13:13
Actualizado

Archivan la denuncia de una monja contra una madre con cuatro hijos por ocupar un piso social

La jueza había dado dos meses a las partes para buscar un acuerdo y la denuncia ha sido retirada aunque el auto determina que no hay delito

  • Concentración contra un desalojo /Foto: Manuel Olmedo
    Concentración contra un desalojo /Foto: Manuel Olmedo
Sevilla.

Tiempo de lectura 2 min.

15 de marzo de 2019. 21:30h

Comentada
Laura Blanco.  Sevilla. 17/3/2019

Una jueza de Sevilla ha archivado la causa abierta contra una madre con cuatro hijos menores denunciada por la congregación religiosa Asociación Familia Vicenciana por ocupar un piso social -propiedad de la Junta y que ellas tenían arrendadas para un programa de acogida a víctimas de trata- al considerar que “no resulta debidamente justificada la perpetración del delito leve”.

El juicio por usurpación ilegal contra esta mujer y su madre estaba señalado para el 19 de diciembre en el Juzgado de Instrucción 18 si bien ese día, la jueza decidió suspenderlo y dar un plazo de dos meses a las partes para “buscar una buena solución para todos”. En un auto del 18 de febrero, la jueza expone que la parte denunciante ha presentado un escrito “manifestando su deseo de retirar la denuncia” si bien aclara que procede a archivar la causa porque “no obstante de lo actuado no resulta debidamente justificado la perpetración del delito leve que ha motivado la apertura de la causa”.

El día del juicio suspendido se personó en el mismo una representación legal de la Agencia de Vivienda y Rehabilitación de Andalucía (AVRA), como titular del piso que tenía alquilado a la congregación religiosa para un proyecto social con mujeres víctimas de trata. La denunciada fue sorprendida por la Policía entrando en la vivienda el 19 de septiembre, si bien dijo a los agentes que había trabajado como asistenta de la propietaria y ésta le había dicho que le legaría el piso aunque murió sin que le diera tiempo a dejarlo por escrito. Ante la ocupación del mismo, el 27 de octubre una religiosa de las Hijas de la Caridad, presidenta y en representación de la Asociación Familia Vicenciana, presentó una denuncia ante los juzgados.

Tras la suspensión del juicio el 19 de diciembre, éste quedo fijado para el 20 de marzo si bien finalmente la denuncia ha sido retirada y la magistrada ha decretado igualmente el archivo al no ver delito. El abogado de la denunciada, David Pareja, ha confirmado que la madre continúa en el piso con sus cuatro hijos de 13 y 6 años y 17 y cinco meses, ya que está desempleada y percibe una ayuda de 300 euros, por lo que acude de hecho a las Hijas de la Caridad para recibir alimentos.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs
Política USA by José María Peredo
Europas