La hostelería pide una regulación de las terrazas

El presidente de Hostemur considera que las ayudas de 5 millones anunciadas por López Miras «llegan tarde» y tras meses de reclamaciones

Tras el anuncio del presidente de la Región de Murcia, Fernando López Miras, de impulsar unas ayudas de 5 millones de euros para el sector de la hostelería, la Federación Regional de Empresarios de Hostelería y Turismo (Hostemur) valoró «de manera agridulce» dicha propuesta porque, a su juicio, «llega tarde, ya que los hosteleros llevan muchos meses bajo una gran presión económica».

Unas declaraciones que hizo el presidente de Hostemur, Jesús Jiménez, quien también reclamó al Ejecutivo murciano que asumiera el control sobre las posibles ampliaciones de las terrazas de bares y restaurantes. «Sería mejor que quitaran la limitación autonómica del 75 por ciento en terrazas en lugar de pedirle a los alcaldes que las amplíen. El Gobierno regional tiene la mejor baza en su mano para ayudarnos».

Así lo comentó después de que se anunciaran negociaciones entre el Ejecutivo murciano y los alcaldes de la Comunidad para valorar la posibilidad de ampliar los espacios de los locales dentro de la normativa municipal.

Con respecto a las ayudas, que podrían suponer hasta 4.000 euros para que los empresarios y autónomos de la hostelería puedan afrontar los gastos fijos de sus negocios, Jiménez criticó que las subvenciones se destinen «a pagar a las administraciones locales».

A su juicio, «no tiene sentido que el único apoyo que se nos ofrezca sea para pagar impuestos y tasas. Sería más sencillo que los quitaran y que no nos dieran nada. De hecho, la mejor ayuda que se le puede dar a la hostelería es dejarla trabajar».

En esta misma línea, el presidente de Hostemur incidió en que las ayudas «además de mal, llegan tarde» porque, según dijo, llevan meses sometidos a una gran presión económica, y lamentó que no se hayan anunciado antes tal y como llevan reclamando desde hace meses.

«Es una pena que hayan tardado tanto en darse cuenta del callejón sin salida en el que se encuentra la hostelería con sus nefastas decisiones».

Precisamente, porque es este sector el que soporta gran parte del mercado económico regional, contando con más de 35.000 trabajadores y contribuyendo al PIB regional casi en un 12 por ciento, según Jiménez.

Finalmente, apuntó a la necesidad de facilitar las ayudas y la ampliación de las terrazas en la ciudad de Murcia, ya que en la capital «se concentra un gran porcentaje de los negocios hosteleros de la Región, y la situación allí es especialmente sangrante», concluyó Jiménez.