Sociedad

Antonio Gil-Nagel: “Logramos una mejoría de la epilepsia en más del 80% de los casos"

Entrevista al director del Programa de Epilepsia del Hospital Ruber Internacional de Madrid

Entrevista al doctor Antonio Gil-Nagel, neurólogo
Entrevista al doctor Antonio Gil-Nagel, neurólogoLuis DiazLa Razón

1. ¿Qué es la estéreo electroencefalografía (E-EEG)?

La estéreo electroencefalografía es una técnica que estudia la actividad eléctrica cerebral mediante electrodos insertados en la profundidad y la superficie de los surcos de la corteza cerebral. Se utiliza para identificar con precisión el foco en epilepsias focales que no han respondido al tratamiento farmacológico, en la evaluación prequirúrgica hay una zona sospechosa y ésta no se puede identificar en la resonancia magnética cerebral.

2. ¿Cómo se aplica?, ¿cómo se insertan los electrodos?

La trayectoria de los electrodos la elegimos sobre una imagen de resonancia magnética hecha con un marco de estereotaxia fijado al cráneo. Se seleccionan trayectorias que permiten explorar las zonas sospechosas y evitando colisiones con vasos sanguíneos. Después, bajo anestesia general, los electrodos son colocados en la localización y profundidad precisa, mediante una guía, siguiendo los parámetros del marco de estereotaxia. Una vez aplicados los electrodos el paciente despierta y permanece durante cuatro o cinco días en la unidad de epilepsia con los electrodos profundos. Una vez estudiado el paciente e identificado el origen de las crisis los mismos electrodos son utilizados para termocoagular el foco y con ello eliminar las neuronas epilépticas que se pueden alcanzar con el electrodo.

3. ¿En qué casos está indicado?

Está indicado en epilepsias focales resistentes al tratamiento farmacológico en los que se ha identificado la localización aproximada de la zona epileptógena, pero es necesaria más precisión para intervenir o termocoagular.

4. ¿Qué preparación requiere?

En primer lugar, el paciente debe ser estudiado por métodos no invasivos, con monitorización vídeo-EEG y registro de sus crisis, resonancia magnética de alta definición, PET y MEG.

5. ¿Se puede aplicar en todos los pacientes o existe alguna contraindicación?

No existen contraindicaciones absolutas. En pacientes con problemas de coagulación éstos deben ser corregidos antes de la intervención.

6. ¿Y cuál sería el perfil del paciente que se vería más beneficiado de este abordaje?

Los pacientes que más se pueden beneficiar son aquellos con epilepsia focal cuya resonancia magnética no muestra ninguna lesión o hay una lesión muy extensa que no es posible extirpar en su totalidad.

7. ¿Presenta algún tipo de riesgo esta técnica?

El principal riesgo es la hemorragia, por perforación de una vena o arteria. Mediante nuevas técnicas que permiten visualizar mejor los vasos sanguíneos cerebrales esto es muy improbable. Las hemorragias en general si ocurren son leves, pero ocasionalmente pueden tener suficiente gravedad para dar lugar a secuelas en las áreas de movilidad, visión o lenguaje (menos de un 2%).

8. ¿Qué porcentaje de mejora se consigue con esta técnica respecto de las que se aplicaban anteriormente en estos casos?

En nuestra experiencia la mejoría se observa en más del 80% de los casos, incluyendo pacientes que quedan libres de crisis y otros que ven reducida la frecuencia y gravedad de las mismas en un 90%. La mayoría siguen tomando medicación pero en dosis inferiores. Anteriormente estos enfermos no eran operados y, si se intentaba la cirugía, la probabilidad de mejorar era del 30%.

9. Recientemente han publicado un estudio científico con esta técnica pionera en la revista especializada “Neurología”. ¿Podría decirnos cuáles han sido las principales conclusiones del mismo?

Las principales conclusiones son que se trata de una técnica segura y eficaz, y que puede beneficiar a muchos pacientes que anteriormente eran considerados no aptos para someterse a cirugía.

10. ¿Y está generalizado el empleo de la estéreo electroencefalo-grafía?

Su utilización no está generalizada y no es aconsejable aplicarlo en todos los hospitales. Precisa de un periodo de aprendizaje y una continuidad para mantener la experiencia. Depende mucho de la valoración realizada por neurólogos especialistas en epilepsia y con conocimiento en la técnica de estéreo electroencefalografía, pues resulta decisivo elegir bien la zona que se quiere explorar y emplear el menor número de electrodos posibles. Además, el neurocirujano debe tener una experiencia amplia en estereotaxia, lo cual también precisa de una formación especializada en esta técnica.