La multiplicación del virus supera el umbral de riesgo en tres regiones

Cada infectado causa más de un contagio en Asturias, Murcia y Comunidad Valenciana

Los expertos están al tanto del posible aumento de la tasa de reproducción del virus
Los expertos están al tanto del posible aumento de la tasa de reproducción del virusCristina Bejarano La Razón

A pesar de la caída en picado de las hospitalizaciones e ingresos en unidades de cuidados intensivos (UCI) que se viene produciendo en España desde semanas anteriores a la finalización del estado de alarma, algunos indicadores epidemiológicos apuntan a un próximo repunte de los contagios de Covid-19. A diferencia de lo ocurrido en anteriores olas, la administración masiva de vacunas entre la población más vulnerable contrarrestará ese aumento y evitará la saturación de los centros sanitarios, pero la subida es indicativa de un cierto cambio de tendencia que coincide con la finalización de las restricciones a la movilidad y a los contactos sociales, con la apertura de la hostelería y la supresión de los toques de queda.

Uno de los indicadores que está dando aviso a los epidemiólogos es el llamado Número Reproductivo Básico Instantáneo, también conocido de forma técnica como Rt. Básicamente, este parámetro mide el promedio de casos secundarios que cada persona contagiada puede provocar. Si un positivo transmite el virus a menos de una persona, la pandemia se encuentra más o menos bajo control. Si, por el contrario, supera la cifra de uno, significa que el virus se expande.

En estos momentos, España atraviesa una de las fases en las que dicho dígito se encuentra más bajo. En concreto, el Instituto de Salud Carlos III lo sitúa en 0,9. Tras la tercera ola, a mediados de febrero, llegó a estar en 0,68 y el 9 de mayo del año pasado, tras el severo confinamiento decretado por el Gobierno con el primer estado de alarma, alcanzó su punto más bajo, al situarse en 0,61. Dichos números tan bajos fueron consecuencia de las restricciones impuestas entonces tras alcanzarse picos máximos que llegaron a situarse en el 2,74 el 9 de marzo, y en torno al 1,4 a finales de enero de este año.

Los dientes de sierra de esta curva ofrecida por el Instituto de Salud Carlos III anticipan con cierta exactitud la evolución que seguirá la enfermedad con semanas de anticipación y son una buena herramienta a disposición de las autoridades sanitarias estatales y autonómicas para calibrar las medidas que hacen falta para combatirla.

Nº reproductivo básico instantáneo
Nº reproductivo básico instantáneoT. Nieto

Aunque España no supera en conjunto como estado el umbral de riesgo en estos momentos, la tendencia es hacia el crecimiento. De hecho, la mayor parte del país se encuentra por debajo del 1, pero tres territorios ya lo superan. Según los datos recabados por el instituto investigador, lo hacen Asturias, en donde alcanza el 1,03; Valencia, que registra esa misma cifra, y la Región de Murcia, que se encuentra a la cabeza. Allí, cada infectado por el virus SARS-CoV-2 o alguna de sus variantes se lo contagia a 1,12 personas de media. ¿Quiere esto decir que se avecina una quinta ola en nuestro país? No parece probable. De hecho, las proyecciones existentes apuntan a que seguirá descendiendo previsiblemente el número de pacientes Covid-19 en todos los centros sanitarios tanto en planta como en el interior de las UCI. Así lo augura, por ejemplo, el Institute or Health Metrics and Evaluation (IHME) de la Universidad de Washington, en Seattle (EE UU). Este reputado centro impulsado por la Fundación Bill y Melinda Gates contempla un posible repunte de casos en España de aquí al próximo 1 de septiembre, pero no iría acompañado de saturación hospitalaria ya que el virus SARS-CoV-2 afectaría a población más joven y no a la que más recursos sanitarios ha consumido durante la pandemia, al estar ya inmunizada. Como informó este periódico, este instituto ha anticipado con semanas de antelación y con alta fiabilidad la intensidad de las diferentes olas que llegaban y su impacto en término de hospitalizaciones y fallecimientos.