«Ellas»: Soy lo que ves, no lo que piensas

ATRES player PREMIUM estrena hoy este documental exclusivo que habla de la diversidad, con un proyecto que era necesario en nuestra televisión

Escena del documental Ellas de ATRESplayer PREMIUMRoberto Garver

Todo en «Ellas» transmite calma y serenidad. El documental dirigido por Pilar Monsell y que ATRESplayer PREMIUM estrena esta noche en exclusiva, es un alegato a la sororidad y a la experiencia de cinco mujeres transexuales que gira en torno a la comunidad de experiencias, decepciones y alegrías bajo el paragüas de las grabaciones de la entrevista con Cristina Ortiz, «la Veneno», que confluyeron en la publicación de su biografía «¡Digo! Ni puta, ni santa» escrito por la periodista Valeria Vegas.

Gracias a la cuidada fotografía de Raquel Fernández Núñez el espectador puede hacer una inmersión sincera en las vidas, y en ocasiones miserias, de la propia Valeria Vegas, Lola Rodríguez, actriz canaria que la interpreta en la serie «Veneno», la modelo y maquilladora Alex Saint, la presidenta del colectivo LGTB+ de Madrid, COGAM, Carmen García de Merlo y la activista Miryam Amaya. Ajenas al éxito de la serie de Javier Ambrossi y Javier Calvo, hablan de manera distendida sobre sus propias experiencias en un mundo que en ocasiones se les enfrenta de manera descarnada. «Obviamente que está respaldado por lo que es “Veneno”, pero el documental se grabó en verano y si no hubiera sido por la pandemia se hubiera grabado previamente», cuenta Valeria Vegas a LA RAZÓN. Según la escritora, la serie «va a resaltar este y cualquier otro proyecto que gire en torno a la transexualidad», con la diferencia, apunta de que «''Veneno'' es ficción y esto es realidad y se complementan».

Instinto maternal

Las conversaciones de estas cinco mujeres van desde la existencia o no de instinto maternal, el momento en el que decidieron hacer la transición, las reacciones de sus familias, el activismo pro colectivo trans y sus experiencias físicas y profesionales marcadas por su decisión. «Lo que cuenta el formato es que somos distintas y somos iguales al mismo tiempo», explica Vegas, que destaca que las diferencias vienen marcadas por que «el relato generacional de cada una varía mucho». Por un lado tenemos a Myriam, «una mujer gitana de una edad mucho más madura que Lola, que es una chica canaria que tiene veintiún años». Y las similitudes que encontraremos en el documental nos hablan de que «una persona trans, hombre o mujer, pasa por lo que es el acoso escolar, pasa por miedos, por dudas, por incomprensión y por problemas laborales». Pero la cinta no cuenta con ningún interlocutor, por lo que vemos a cinco mujeres «hablando de manera espontánea e improvisada».

Alex, una de las protagonistas de "Ellas"Roberto Garver

Sus protagonistas cuentan que no existe ninguna intencionalidad detrás de la grabación, y mucho menos política, ya que «cumple una labor social y es un producto de entretenimiento y los políticos ya deberían estar concienciados hace mucho tiempo, sin necesidad de documentales ni series de ficción», matiza la periodista. La realidad es que el público será el que tome del documental aquello que le sirva para su vida. Valeria lo tiene claro: «Lo van a ver personas que tienen 15 años y están en esta tesitura, necesitan ciertas referencias, pero no que seamos referentes, igual que yo cuando tenía 12 años. Los trans shows, los debates, servían un poco para identificarte, para reafirmarte. Ellas mismas confiesan que algo de aprendizaje extra se han llevado, en el caso de Valeria Vegas, «he aprendido con este documental que tenemos mucha mayor sororidad que hace años. Siempre lo comparo con el documental de Antonio Giménez-Rico, «vestida de azul», del año 1983 donde no había camaradería entre ellas: Las mujeres de por sí, trans y Cis se atacaban entre ellas por cualquier cosa. Pues en eso hemos cambiado» .

Y lo consigue. El documental demuestra la diversidad, la pluralidad, «porque visibilidad la ha habido: en series y en películas, aunque sea en un solo capítulo había un personaje trans, pero se exponía de manera negativa, siempre para la comedia, para la astracanada, para hacer reír y para la burla en la televisión». Cinco mujeres empoderadas que pueden decir muy alto lo que resalta Myriam durante el documental: «Yo soy lo que ves, no lo que piensas».