Actualidad

Sergi Arola, aceites Lara y la magia del festival ‘Ciudad de Úbeda’

La magia sucede cuando diferentes artes se fusionan en un único escenario. Si además el escenario es Patrimonio de la Humanidad, según la Unesco, por sus auténticas joyas arquitectónicas renacentistas, más aún.

Publicidad

¿La base y la razón de todo? El Festival Internacional de Música y Danza ‘Ciudad de Úbeda’. Se inauguró este fin de semana en esta maravillosa ciudad ubicada en el corazón de Jaén. La 30 edición. Sí. 30. Que además vuelve a ser dirigida por Diego Martínez Martínez que, si me permitís la osadía, es una de las personas más inteligentes con las que me he encontrado en la industria de la música clásica, la danza y el flamenco. Después de dejar el Festival Internacional de Música y Danza de Granada en el mejor lugar posible (ahora las riendas las toma Pablo Heras Casado, marido de Anne Igartiburu), aterriza por segunda vez en este festival, para hacer historia.

Hacer historia, porque por primera vez fichan a uno de los grandes chef que tenemos en España. Sergi Arola vuelve a renacer creando las tapas oficiales del festival (que se ofrecerán después de cada concierto). Si por algo es conocida Úbeda es por sus aceites. En este caso, hablamos de Aceites Lara, firma oficial del festival. Pues bien: inspirándose en la cocina tradicional de Úbeda y utilizando el ‘oro verde líquido’ del que goza, ha recreado, empleando las técnicas y el estilo de la ‘alta cocina’, platos típicos pero llevados a los tiempos actuales. Por ejemplo, una nueva y modernísima versión de los famosos Andrajos que todos conocemos (una de las maravillas para el paladar de los ubetenses y visitantes de la ciudad) o la clásica ensaladilla rusa, que pude degustar este sábado, sobre una riquísima base de patatas.

Publicidad

Y es que este sábado la inauguración oficial del festival tenía lugar en el histórico Hospital de Santiago, que, primero, acogió la entrega de las Medallas de Oro (destinada al Ministerio de Cultura, la Junta de Andalucía, la Diputación de Jaén y el Ayuntamiento de Úbeda). Tales premios fueron recogidos por Francisco Reyes, presidente de la Diputación Provincial de Jaén, Marcelino Sánchez, director general de Bienes Culturales y Museos de la Junta de Andalucía, Antonia Olivares, alcaldesa del Ayuntamiento de Úbeda, y Eduardo Fernández Palomares, subdirector general del Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música (INAEM) del Ministerio de Cultura.

Publicidad

Después pudimos disfrutar de un concierto a cargo de la famosísima cantaora Rocío Márquez (todo humildad, sencillez y verdad), acompañada de la Accademia del Piacere. Un encuentro musical lleno de magia, que consiguió levantar a los asistentes de sus asientos.

Tras el concierto, llegó el intenso y abundante cocktail, demostrando una vez más que la música y la gastronomía son dos artes compatibles. Y esto sucede pocas veces y en escasos festivales. Sí en ‘Ciudad de Úbeda’, gracias al capital humano que conforma este festival y que hace posible que el lujo intangible manifiesta calidad y excelencia. Música de primer nivel, gastronomía, turismo y los mejores hoteles. ¡Qué afortunada he sido este sábado!.