Alonso de Santos y Escapa comparten el Premio de la Crítica de Castilla y León

El jurado asegura que ha sido la edición de «mayor nivel» en todos los géneros

El alcalde de Ávila, Jesús Manuel Sánchez Cabrera junto con el director del Instituto Castellano y Leonés de la Lengua, Gonzalo Santonja, y el escritor y periodista Jesús Fonseca, entre otros, durante el fallo del "XVIII Premio de la Crítica de Castilla y León", en Ávila
El alcalde de Ávila, Jesús Manuel Sánchez Cabrera junto con el director del Instituto Castellano y Leonés de la Lengua, Gonzalo Santonja, y el escritor y periodista Jesús Fonseca, entre otros, durante el fallo del "XVIII Premio de la Crítica de Castilla y León", en ÁvilaRAÚL SANCHIDRIÁNEFE

El dramaturgo vallisoletano José Luis Alonso de Santos, con la obra teatral «Mil amaneceres», y el novelista leonés Pablo Andrés Escapa, con el relato «Fábrica de prodigios», han ganado ex aequo el XVIII Premio de la Crítica de Castilla y León, fallado en Ávila.

Este galardón, convocado por el Instituto Castellano y Leonés de la Lengua, ha distinguido a estas obras entre las diez finalistas aunque «podría haber ganado cualquiera ya que ha sido el año de mayor nivel, de un nivel estratosférico» en todos los género desde el teatro hasta el ensayo, pasando por la narrativa (cuento y novela corta y larga) y la poesía», según ha indicado el presidente de la entidad, Gonzalo Santonja.

«Entre los finalistas había autores que son maestros y otros nuevos, lo que demuestra la buena salud literaria de Castilla y León, que está creciendo frente a la crisis, dando argumentos a los lectores para que se hagan habituales», ha añadido, al tiempo que calificaba las piezas presentadas de «profundas y serias, pero también muy ágiles».

Es la tercera vez en la historia de este certamen que el premio ha resultado ex aequo después de que en 2012 lo recibieran Antonio Colinas y Olegario González de Cardedal, y en 2018 Ángel Vallecilllo y José Luis Cancho.

Uno de los portavoces del jurado, el escritor y periodista Jesús Fonseca, se ha referido a Alonso de santos como «uno de los mejores dramaturgos que ha dado el mundo hispano» y que ha hecho de «Mil amaneceres» una «obra redonda» con un «pálpito muy especial de sabiduría y humanismo, escrita con palabras de carne». «En ella ahonda en esos valores y convicciones eternas, tal vez olvidadas como la piedad, la necesidad de un mundo humano, compasivo», ha asegurado.

El hecho de premiar un libro de teatro «es destacado», ha subrayado Fonseca, quien ha señalado que «más que un libro de teatro lo es de sabiduría, en el que el autor cierra el círculo de su obra, que abrió con todos sus textos anteriores, y lo hace de una manera maravillosa». «Es una alegría premiar a un hombre de sentires y pensares hondos, de cercanía y que no se va por las ramas», ha dicho.

Palabras inventadas

Finalmente, la otra portavoz del jurado, Francisca Noguerol, ha detallado que Escapa «fabrica el lenguaje, como artefacto literario perfecto que cuida la estructura, siempre inventando nuevas palabras y dándonos a conocer el diccionario».