Gadis suma una nueva iniciativa solidaria uniéndose a “La Gran Acogida”

Todos sus supermercados de Castilla y León y Galicia participan en la campaña organizada por los Bancos de Alimentos del 16 al 22 de noviembre

Supermercado de Gadis en la localidad vallisoletana de ÍscarLa Razón

Gadis continúa volcada con su plan de Responsabilidad Social Corporativa ante la compleja situación actual. Todos los puntos de venta de la compañía se unen a la campaña La Gran Recogida, que tradicionalmente impulsa la Federación Española de Banco de Alimentos FESBAL en fechas previas a la Navidad.

Este año el formato cambia debido, precisamente, a las circunstancias. Con el fin de evitar la presencia de voluntarios en las tiendas y facilitar la logística, en vez de aportar productos, los clientes podrán realizar la donación económica que deseen en las cajas en el momento de abonar la compra.

Recibirán un comprobante conforme han hecho su aportación. Será a partir del próximo lunes 16 de noviembre y hasta el día 22 en cualquier Gadis de Galicia y Castilla y León, las dos comunidades autónomas en las que está implantada la compañía.

Supermercados Gadis colabora con La Gran Recogida desde 2014. En la campaña del año pasado, se recogieron más de 250.000 kilogramos de productos gracias a la generosidad de los clientes. En esta ocasión, la empresa canjeará la donación económica por productos que se ajusten a las necesidades de los bancos de alimentos.

Gadis colabora habitualmente con 11 bancos de alimentos: Rías Altas (A Coruña, Ferrol y Santiago), Lugo, Ourense, Vigo, Ávila, León, Palencia, Ponferrada, Salamanca, Valladolid y Zamora) y 80 ONG´s de Galicia y Castilla y León, a través de diversas iniciativas y de campañas propias. La más reconocida es Mayo Solidario, que ya suma ocho ediciones. Desde 2013, en el marco de esta acción, ya se han entregado más de un millón de kilogramos de alimentos.

La compañía desarrolla un amplio programa de Responsabilidad Social Corporativa que, en el ejercicio pasado, supuso una inversión de más de 2,5 millones de euros. Un plan que ha intensificado con más acciones desde que el pasado mes de marzo se desató la crisis sanitaria.