El AVE de los récords cumple 10 años en pandemia

El servicio de alta velocidad Madrid- Valencia acercó, tras décadas de espera, las dos ciudades

Rita Barberá, Mariano Rajoy, José Luis Rodríguez Zapatero y los Reyes don Juan Carlos y doña Sofía, el día de la inauguración del AVE Madrid-Valencia
Rita Barberá, Mariano Rajoy, José Luis Rodríguez Zapatero y los Reyes don Juan Carlos y doña Sofía, el día de la inauguración del AVE Madrid-Valencia

El 18 de diciembre de hace hoy diez años Valencia se vistió de fiesta. El alta velocidad llegaba por fin a la capital del Turia. A una estación provisional, que ahí sigue, sin eliminar la playa de vías que aún hoy parte en dos la ciudad. Llegaba con peros con reivindicaciones, pero llegaba. Madrid y Valencia quedaban para siempre a una hora y media de distancia y esto cambiaba muchas cosas.

El AVE Madrid-Valencia superó el medio millón de viajeros en sus cien primeros días. Durante el primer mes funcionamiento más de 129.000 usuarios viajaron entre Madrid y Valencia. La movilidad en tren con Madrid fue el doble en el mismo período que el año anterior, cuando prestaban servicio los trenes Alaris. En concreto, el crecimiento fue del 125 por ciento.

Tras 365 días de funcionamiento, triplicó la movilidad entre ambas ciudades.

Desde Renfe apuntan que la ocupación media fue del 63 por ciento y la puntualidad del 98,3 por ciento durante el año de su estreno. Además, el AVE supuso una cuota de mercado del 83 por ciento frente al avión.

Durante el primer año logró también un récord de viajeros. En un día transportó 14.500 viajeros. El motivo, (trenes regulares y especiales) el 20 de mayo con motivo de la Final de la Copa del Rey que se jugó en Mestalla entre el Real Madrid y Barcelona.

Además, es uno de los corredores de Alta Velocidad donde se han programado más de 500 trenes chárter durante los primeros diez años

Ocio y negocio

El servicio AVE entre Madrid y Valencia superaba antes de la pandemia del coronavirus los 10.000 viajeros al día. Los jueves y viernes eran los días de mayor demanda, lo que pone de manifiesto la conjunción de los tráficos por motivos profesionales y ocio vacacional de fin de semana. Según los cálculos de Renfe, cerca de 18.000 personas utilizan habitualmente el AVE entre el viernes y el domingo.

El perfil del cliente de los trenes de Alta Velocidad que unen Madrid con Cuenca, Albacete y la Comunidad Valenciana es el de un hombre (60 por ciento) con una edad media de 44 años, con estudios universitarios (72 por ciento) y que se desplazan por motivos de trabajo (70 por ciento). El 40 por ciento de los clientes se desplazan con una frecuencia alta, es decir, viajan por lo menos una vez cada dos semanas.

El ahorro del tiempo del viaje con relación a otros modos de transporte libera 21 millones de horas de trabajo anuales que equivalen al 0,8 por ciento del PIB de Valencia.