Las momias que podrían resolver el misterio de la ubicación de la tumba de Cleopatra

Ubicadas cerca de Alejandría, estaban cubiertas de pan de oro y podrían ser religiosos que la ayudaron a gobernar

Interpretación del pintor John William Waterhouse de Cleopatra, una figura que ha sido vista de distintas formas a lo largo del tiempo

Los arqueólogos están un paso más cerca de descubrir la tumba perdida de Cleopatra después de un hallazgo “sensacional” en un antiguo templo en Egipto. Dos momias de personas de la clase alta egipcia han sido descubiertas en Taposiris Magna, cerca de la ciudad de Alejandría y las pruebas halladas insinúan que la reina podría haber sido enterrada allí después de su trágico suicidio hace más de 2.000 años.

Cleopatra, la última reina de Egipto, es una de las gobernantes femeninas más famosas de la historia, pero el lugar donde descansas sus restos siguen siendo un misterio. Hasta ahora, los arqueólogos e historiadores aseguraban que la bella y seductora Cleopatra estaba en algún punto de la antigua Alejandría. Otros sugieren que fue enterrada en el antiguo sitio de Taposiris Magna, en el que han sido encontradas las momias.

Situada a unos 50 kilómetros de Alejandría, la ciudad que rodeaba el templo del mismo nombre era una ciudad portuaria prominente durante la época de Cleopatra. Allí, un templo pensado para albergar docenas de entierros antiguos, podría ser el lugar elegido para que Cleopatra descansara. Pero es un misterio porque murió en manos de los romanos, por lo que se supone que podría haber sido enterrada en algún lugar más austero.

Los arqueólogos han llegado a esta conclusión después de descubrir dos momias de alto estatus, que vivieron en la misma época que la legendaria gobernante. El hallazgo ha sido descrito como “sensacional” porque muestra la importancia de la necrópolis, o “ciudad de los muertos” de Taposiris.

Este descubrimiento fue documentado e incluido en un documental de Channel 5, “The Hunt for Cleopatra’s Tomb (La caza de la tumba de Cleopatra)”, que se estrenará el próximo jueves. “Aunque ahora está cubiertos del polvo acumulado durante los últimos 2.000 años bajo tierra, en su época estas momias habrían sido espectaculares”, dijo Glenn Godenho, egiptólogo de la Universidad de Liverpool y responsable del documental.

Debido al paso del tiempo y al agua, las momias están en muy malas condiciones, pero las evidencias sugieren que estuvieron completamente cubiertas con pan de oro. esta lujosa técnica estaba reservada únicamente para los miembros importantes de la sociedad, tal y como explica Godenho.

Las radiografías de las momias han logrado determinar que se trabajan de hombres y mujeres, posiblemente sumos sacerdotes, que ayudaron a la reina a mantenerse en el poder. De hecho, uno de los cuerpos lleva un escarabajo pintado en el cuerpo con pan de oro, lo que simboliza el renacimiento.

Las excavaciones de Taposiris están por Kathleen Martínez, que trabaja en la zona desde hace 14 años porque está convencida de que Cleopatra se encuentra allí. Indica que es el momento en el que más cerca se siente de lograr su objetivo.

Y es que la presencia de dos posibles sumos sacerdotes indican que el lugar es importante y que deben star enterrados cerca de una personalidad de mayor estatus, como podría ser Cleopatra. Se ha sugerido que las personas de alto estatus que ayudó a encontrar pueden haber interactuado personalmente con la reina.

Pero la búsqueda de la tumba de Cleopatra continúa. Se cree que menos del 5 por ciento de Taposiris ha sido excavado hasta la fecha, por lo que queda mucho trabajo por hacer.

Cleopatra VII nació en el 70 o 69 antes de Cristo y gobernó Egipto como corregente durante casi 30 años. Se casó con el emperador romano Julio César y murió en el 53 antes de Cristo. Según dice la historia, se suicido tras ser capturada y detenida en Alejandría por el gobernante romano Octavio.

Según dice la leyenda, Cleopatra logró que sus sirvientes le hicieran llegar a la celda unas serpientes venenosas que la mordieron y acabaron con su vida. Tras su muerte, Egipto fue anexionado al imperio romano, lo que supuso el fin del antiguo Imperio Egipcio después de más de 3.000 años de historia propia.

Los faraones tenían la costumbre de construir grandes pirámides en las que eran enterrados y que servían como nexo de unión entre ellos y la otra vida en el cielo. Pero es probable que Cleopatra fuera enterrada en una tumba más austera al haber muerto en manos de los romanos.