Cine

Crítica de “Piedra noche”: y el hijo regresó al mar ★★★☆☆

"Piedra Noche", de Ivan Fund - A Contracorriente
"Piedra Noche", de Ivan Fund - A Contracorriente FOTO: A contracorriente A contracorriente/EFE

Director: Iván Fund. Guion: Martín Felipe Castagnet, I. Fund, Santiago Loza. Intérpretes: Mara Bestelli, Alfredo Castro, Marcelo Subiotto, Maricel Álvarez. Argentina, 2021. Duración: 87 minutos. Drama.

El niño juega con la videoconsola y mueve a saltitos una especie de tosco dragón que ha creado él, también los colores del fondo y los poderes que posee el animal mientras el padre mira a su único hijo con devoción absoluta. Días después, el chico que habla más que todos ellos desaparece en el mar, y el matrimonio, roto de dolor quizá para siempre, decide vender aquel chalet de veraneo que ahora solo llena una sorda desesperación. De ahí que Sina, un año después, viaje hasta la costa para acompañar a su amiga Greta en la mudanza mientras alguien obstinadamente continúa midiendo el compás de las olas. Como en una casa de muñecas que vacían porque perdió toda razón de ser, los tres comienzan con los preparativos para marcharse, pero Bruno, esposo de Greta la insomne y un hombre que niega la pérdida, asegura haber visto algo que confirma los rumores sobre la presencia de una enigmática criatura en la zona. Aunque irregular (no llegamos a entender la importancia de Sina, un personaje de más o poco definido, en la historia, quizá porque ella sola merecía otra), la película, casi sin palabras, posee un componente fantástico que la envuelve en una atmósfera de poesía redentora. Bruno, que negaba el duelo, finalmente lo acepta tras ver cómo una bestia enorme se dirige, ya para no regresar, hacia el fondo del océano. Y parece feliz.

Lo mejor: el componente fantástico del filme beneficia, y mucho, a esta historia de pérdida y duelo

Lo peor: el con todo curioso personaje de Sina, que aparece en escena para hacer de testigo y poco más