Naomi Watts, orgullosa «española»

Naomi Watts, candidata al Óscar como mejor actriz por "The Impossible".
Naomi Watts, candidata al Óscar como mejor actriz por "The Impossible".

Aunque no parte como favorita, compite hoy por la estatuilla a la mejor actriz por la cinta de J. A. Bayona

Si algo no se ha cansado de reivindicar Juan Antonio Bayona es que «Lo imposible», pese a estar rodada en inglés y contar con estrellones de Hollywood, es una película española. No hay más que mirar los títulos de crédito, el capital que la puso en marcha... Naomi Watts piensa lo mismo y representará con ganas a nuestro país en los Oscar –está nominada a mejor actriz protagonista, aunque parten como favoritas Jennifer Lawrence y Jessica Chastain–. Así lo manifestó la intérprete en un encuentro con periodistas españoles: «No podría decir con mayor sinceridad lo orgullosa que estoy de esta película. Es una historia importante, contada desde la verdad, y honramos la historia de María Belón», la superviviente, también española, en cuya historia está basado el guión y a la que el director entregó su Goya el pasado fin de semana.

El lado latino

«Me encantó formar parte de una producción española –añade la actriz– porque me recordaba en algunos aspectos a un rodaje australiano. Ese esfuerzo desde abajo, esa ética de trabajo, esa brillantez... todo ello mezclado con una gran alegría de vivir y de disfrutar», indicó Watts, tan rubia, tan pálida y con ese inglés exquisito, ha descubierto gracias al cine que tiene alma latina, o al menos que se entiende bien con los directores de habla hispana, como Alejandro González Iñárritu, cuya película «21 gramos», también le valió otra nominación: «Hace poco vino Alejandro a un pase de la película y me dijo que pensaba que él había sido quien más me había hecho sufrir en pantalla, pero que había comprobado que otra persona me había destrozado aún más», confesó la actriz.

Bayona aún recuerda el nerviosismo previo a la primera entrevista que mantuvo con la actriz para ofrecerle el guión. El catalán, acomplejado con su inglés, no tuvo que insistir para convencerla, y ahora ella le devuelve los halagos: «Juan Antonio tiene una pasión enorme, como nunca antes la había visto en alguien. Tanto es así que su determinación me convenció para rodar la cinta. No sabía si era adecuado hacerla porque se trata del mayor desastre natural de la historia. Pero en cuanto le conocí, supe que quería hacerla».

Naomi ha visto cómo en la temporada de galardones que precede a los Oscar Jennifer Lawrence, por «El lado bueno de las cosas» y Jessica Chastain, por «La noche más oscura», le arrebatan el galardón. Hoy (nuestra madrugada) tendrá además otras dos rivales de altura: la francesa Emmanuelle Riva, protagonista de «Amor», de Haneke, y la candidata más joven a optar a un Oscar como protagonista: Quvenzhané Wallis, la niña protagonista de «Bestias del Sur salvaje». Watts apuesta por la protagonista del filme de Haneke, con quien trabajó en «Funny Games» (2007). Ni la actriz ni el director quisieron entrar en si la distribuidora norteamericana había creído en la película tanto como el equipo artístico: «Es una pena que no la haya visto mucha gente en Estados Unidos», sólo quiso decir la protagonista. Bayona, sonriente y orgulloso de la intérprete, espera no salir de los Oscar con tan mala pata como en los Goya, donde, tras su discurso por el premio de mejor director, sufrió una rotura fi brilar en el gemelo derecho que le obligó a ir al hospital.