Baloncesto

El Barça tumba al Bayern y habrá Clásico en la Final Four de Belgrado

El equipo de Jasikevicius desarboló a los alemanes en el tercer cuarto (81-72). Barcelona y Real Madrid se medirán en semifinales

Mirotic celebra una de sus canastas ante el Bayern
Mirotic celebra una de sus canastas ante el Bayern FOTO: Enric Fontcuberta EFE

19 de mayo en Belgrado semifinal de la Euroliga, Barcelona-Real Madrid. El Barça resolvió el jeroglífico que le planteó el Bayern a última hora, en el quinto partido y sudando la gota gorda. Habrá Clásico en la semifinal de la Final Four porque los azulgrana fueron capaces de deshacerse de un rival incomodísimo. Hasta el tercer cuarto, con un parcial de 29-14, no fueron capaces los azulgrana de desgastar la resistencia alemana. Cuando el Barça igualó la intensidad del Bayern y encontró el talento de Laprovittola (26 puntos, 2 rebotes y 3 asistencias) y Mirotic (20 puntos y 5 rebotes), el equipo de Jasikevicius adquirió el billete para Belgrado donde hace días esperaba el Madrid.

“Es un quinto partido y es lo que nos esperábamos”, decía Mirotic en Dazn con una cara de sufrimiento que reflejaba la mala vida que ha dado el Bayern al Barça en la eliminatoria. Trinchieri, uno de los entrenadores más interesantes de la competición, aseguró que para su equipo era “un honor poder volver a meternos en la boca del tiburón”. El Palau y una intensidad como no se había visto en toda la serie impulsaron a los azulgrana, pero al primer arreón del Barça respondió el Bayern con una solidez muy alemana. Del 7-2 inicial se pasó a un 9-15 de la mano de Jaramaz, por fuera, y Hunter, por dentro. El Bayern no sorprendió e hizo daño por las vías habituales. “Dejó” al Barça lanzar desde fuera y se cerró en la zona para evitar canastas fáciles. Calathes y Hayes-Davis sufrieron como nadie la defensa germana.

El Barça sólo se alivió con los aciertos esporádicos de tres. Un par de Laprovittola, uno de Mirotic, otro de Jokubaitis, otro de Abrines... el goteo era suficiente para que el partido estuviera equilibrado. Nadie mandaba. El Bayern tampoco encontraba canastas fáciles, pero la presión no era suya. Un par de aciertos exteriores de Weiler-Babb y Jaramaz devolvieron la máxima renta a los alemanes al descanso (31-37). Se había cumplido medio camino y Trinchieri tenía el partido donde quería. “Se trata de competir hasta el final y luego allí ya veremos”, era la consigna del italiano.

Para no asomarse al abismo, Jasikevicius apostó por todo su arsenal exterior: Laprovittola-Abrines-Mirotic. Calathes se destapó con un triple para empezar y fue la señal de que el paisaje estaba cambiando. Mirotic se puso el traje de líder produciendo por dentro. Y el Barça arrancó con un 7-0 (38-37). El segundo triple de Abrines asentó la apuesta del Barcelona y Laprovittola tomó el relevo a lo grande. Anotó 13 puntos en el tercer cuarto amenazando desde todas las posiciones. Si el Bayern no cayó a la lona fue sólo por un par de triples a la desesperada de Jaramaz y Obst. Pero el Barça siguió golpeando. El segundo triple de Calathes llevó la diferencia por encima de los diez puntos y el equipo empezó a respirar aliviado después de una serie durísima ante el Bayern.

81. Barcelona (18+13+29+21): Calathes (10), Laprovittola (26), Hayes-Davis (0), Mirotic (20) y Davies (8) -quinteto titular- Smits (2), Jokubaitis (5), Sanli (0), Exum (2), Kuric (0) y Abrines (8).

72. Bayern Múnich (19+18+15+20): Weiler-Babb (10), Dedovic (0), Lucic (6), Rubit (2) y Radosevic (0) -quinteto titular- Jaramaz (17), Hunter (18), Thomas (6), Sisko (8) y Obst (5).

Árbitros: Ryzhyk (Ucr), Latisevs (Let) y Difallah (Fra). Sin eliminados. Técnica al banquillo del Barça

Incidencias: 6.700 espectadores en el Palau Blaugrana. Quinto partido correspondiente a los cuartos de final de la Euroliga.

Cuartos de final: Barcelona, 3-Bayern, 2 (77-67/75-90/66-75/52-59/81-72); Armani Milán, 1-Anadolu Efes, 3 (48-64/73-66/77-65/70-75); Olympiacos, 2-Mónaco, 2 (71-54/72-96/87-83/77-78/miércoles, 20:30) y Real Madrid, 3-Maccabi, 0 (84-74/95-66/76-87).

Final Four (19-21 mayo): Barcelona-Real Madrid y Anadolu Efes-¿?.