Caos del modelo de Estado del PSOE: «Siquiera mínimamente federal»

Los socialistas plantean rebajar el paro a la mitad durante la legislatura. Remite su “programa para el gobierno progresista y reformista” a todas las formaciones con las que se reunió la semana pasada

El portavoz parlamentario socialista, Antonio Hernando
El portavoz parlamentario socialista, Antonio Hernando

El PSOE rectificó su documento poco después de hacerlo público tras dejar reducida a «mínimamente» su reforma federal. El programa propone derogar varias leyes aprobadas por el PP, así como negociar con la UE los plazos sobre cumplimiento de déficit público para que en 2019 sea del 1%.

El PSOE ha remitido esta mañana su boceto de “programa para el gobierno progresista y reformista”, un documento que recoge las líneas maestras de la que aspiran sea su acción de gobierno para la próxima legislatura. Entre ellas, figuran los principales compromisos que asumió el partido en su programa electoral, aunque hay algunas novedades por su inclusión -como la aprobación de un plan de choque capaz de reducir el paro a la mitad durante la próxima legislatura- o por su relegación -como la España federal, pilar de su reforma constitucional-. Los socialistas olvidan en la última página de su documento sus aspiraciones federales y las enuncian en una sola línea: “Revisión del Título VIII y los preceptos conexos. Desarrollar concepto de Estado federal, siquiera mínimamente”. Hay que subrayar que este “siquiera mínimamente”, que dejaba entrever la poca importancia que la España federal iba a tener en las conversaciones con formaciones como Ciudadanos, fue eliminado posteriormente por los socialistas que enviaron un nuevo documento en el que ya no figuraba esa expresión.

De temporal, a indefinido

El plano en el que sí que coinciden con el partido de Rivera es en el de la creación de empleo, en concreto reduciendo el paro a la mitad en la próxima legislatura. El objetivo es “incrementar el empleo de los grupos que menos lo tiene: jóvenes, mujeres y parados de larga duración”. Para ello, el PSOE propone una serie de programas a través de los que se articulará la acción, tales como, un programa para promover la conversión de contratos temporales en indefinidos, derogando una de las últimas medidas aprobadas por el Ejecutivo de Mariano Rajoy: el mínimo exento de cotización social (el empresario no cotiza a la Seguridad Social por los primeros 500 euros en los nuevos contratos indefinidos); promover subvenciones a las cotizaciones sociales de los empleos a los colectivos vulnerables; poner en marcha un plan de recolocación externa de trabajadores despedidos, dirigido en particular a los mayores de 45 años y aumentar la formación para el futuro y para los empleos de transición con programas para incentivar la empleabilidad de los parados de larga duración con baja cualificación.

Nuevo Estatuto de los Trabajadores

En materia de recuperación económica justa el PSOE también se compromete a derogar la reforma laboral y aprobar un Nuevo Estatuto de los Trabajadores; impulsar una nueva reforma fiscal, que elimine las amnistías y aprobar una auditoría del gasto público (spending review) para eliminar los gastos superfluos de las administraciones; reducir el déficit público al 1% del PIB en 2019; modificar la normativa de los autónomos para que su cotización a la Seguridad Social y sus retenciones en IRPF se acerquen a sus ingresos reales y la eliminación completa de las cláusulas suelo.

Reactivarán la ley del aborto

En materia educativa los socialistas proponen la paralización del calendario de aplicación de la Lomce e impulsar el MIR educativo. También que las becas sean concebidas como un derecho y los precios públicos de las matrículas universitarias tengan en cuenta el nivel de renta familiar. Promover un Acuerdo para la Ciencia y reducir el IVA cultural al 10%.

Para luchar contra la desigualdad, los socialistas impulsarán un Plan de Emergencia Social para erradicar la pobreza infantil y luchar contra los desahucios. Subirán el Salario Mínimo Interprofesional, revitalizarán la Ley de Dependencia y promoverán un nuevo Pacto de Toledo para garantizar las pensiones. También aprobarán nuevos derechos: la ley de muerte digna, la ley de igualdad de trato y no discriminación y reactivarán la ley del aborto.

En cuanto a la regeneración, aumentarán las incompatibilidades, endurecerán el delito de financiación ilegal de los partidos políticos, aumentarán la independencia en los nombramientos de miembros de órganos constitucionales, derogarán la prisión permanente revisable y la ley de tasas.