Una semana para el bautizo de Archie, el bebé de Meghan y Harry

Los rumores apuntarían que será el 4 de julio

Meghan y Harry con el pequeño Archie Harrison / Foto. Gtres
Meghan y Harry con el pequeño Archie Harrison / Foto. Gtres

Los rumores apuntarían que será el 4 de julio

Parece que el 4 de julio, cuando se celebra el acto de Independencia de Estados Unidos y es día festivo en dicho país, es la mejor fecha para celebrar el bautizo de Archie Harrison, el hijo de Meghan y el príncipe Harry. De acuerdo con la versión británica de la revista "Hello!", los duques de Sussex han seleccionado ese día teniendo en cuenta las abultadas agendas de los amigos de la familia que residen en Estados Unidos.

Desde el nacimiento de Archie Harrison el pasado 6 de mayo, una de las grandes incógnitas ha sido cuándo sería bautizado. Ya se conoce la posible fecha, pero aún quedan pendientes otras cuestiones, como la hora y la confirmación de algunos asistentes importantes para la familia real. El sitio se conoce: se realizará en la capilla de San Jorge del Castillo de Windsor, lugar donde se unieron en matrimonio en 2018. En ese mismo lugar, en 1984, Diana y Carlos bautizaron a Harry.

El bebé lucirá un ajuar muy especial para recibir su primer sacramento. Tal como dicta la tradición de la Familia Real Británica desde 1841, Archie portará una réplica de un faldón con encaje de Honiton con lazos de satén blanco. El año pasado se mandó a hacer una réplica del ropón a la modista Angela Kelly, ya que la prenda original se encontraba muy deteriorada, pues había sido llevada por 62 bebés de la familia real. El agua bendita que caerá sobre la cabecita del pequeño será traída directamente del río Jordán, como dictan los protocolos de la realeza británica.

Se dice que será el arzobispo de Canterbury quien se encargue de bautizar a Archie, aunque todavía no está confirmado. Aunque es muy probable que suceda, pues él ha sido siempre el encargado de oficiar los eventos religiosos de la familia real. Se sabe que la reina Isabel II no acompañará a su bisnieto en este evento y hasta ahora no se ha dado a conocer el motivo de su ausencia. Tampoco asistió al bautizo del príncipe Louis, hijo de William y Kate Middleton.