Barberá busca suelo para el Consorcio Espacial Valenciano

Las autoridades políticas y académicas inauguraron ayer el laboratorio de la Agencia Espacial Europea.

La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá y más concretamente, su concejala de Innovación, Beatriz Simón, están buscando suelo en la ciudad de Valencia para que el Consorcio Espacial Valenciano pueda tener su propia sede y no estar constreñida a las instalaciones que ha podido ceder la universidad Politécnica en la Ciudad de la Innovación.De hecho, el Ayuntamiento y la Agencia Espacial Europea están citados para mantener una reunión de forma inmediata en la que ambos entidades intercambien pareceres sobre cómo, cuándo y donde se debe instalar la sede de la Agencia.Mientras ello ocurre, ayer se inauguraron las nuevas instalaciones del Laboratorio de Alta Potencia en Radiofrecuencia, que investiga la incidencia de este sistema de transmisión sobre los componentes de los satélites para poder garantizar su funcionamiento.La apertura oficial de este laboratorio, traslado desde Holanda hasta Valencia, estuvo presidida por el director del Centro Europeo de Investigación y Tecnología Espacial (Estec), Michel Courtois, quien aseguró que las primeras pruebas comenzarán a realizarse el próximo mes de julio.También asistió el presidente Camps, la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, y los rectores de la Universitat de València, Esteban Morcillo, y de la Politécnica, Juan Julia; administraciones e instituciones que componen el Consorcio Espacial Valenciano.El Laboratorio Europeo de Alta Potencia, ubicado en la Ciudad Politécnica de la Investigación, está equipado con cinco cámaras de vacío térmico y equipos de radiofrecuencia de hasta 30 gigahercios para emular las condiciones que soportan los satélites en órbita equipados con sistemas de transmisión en alta definición.Los componentes de los satélites se introducen en las cámaras de vacío y ahí se les aplica una señal amplificada de alta frecuencia para medir así su resistencia.Según fuentes de este centro, la investigación científica de la Tierra y el desarrollo de las telecomunicaciones requieren cada vez más potencia, por lo que es necesario someter los componentes de los satélites a proceso de «calificación» que es lo que se hará en Valencia.Ochocientos empleosEl presidente de la Generalitat aseguró que el laboratorio generará «ochocientos puestos de trabajo de alta cualificación y una veintena de empresas de base tecnológica». Se trata de «un punto de arranque de transferencia tecnológica hacia los sectores productivos» valencianos, y de «una referencia para otras investigaciones, laboratorios y centros de cualquier lugar de España. La alcaldesa de Valencia calificó la apertura de este laboratorio como un hecho de «enorme trascendencia» que generará «riqueza y empleo».