Curro Vázquez: «Era un ganadero emblemático»

El veterano matador de toros Curro Vázquez, actual apoderado de José Antonio 'Morante de la Puebla' y Cayetano Rivera Ordóñez, se ha mostrado estupefacto tras el repentino fallecimiento del ganadero Juan Pedro Domecq."Me he quedado de piedra. Era un hombre que gozaba de buena salud, que estaba muy bien, con el que hace pocos días había pasado una jornada en el campo. Tenía una buena amistad con él y con toda su familia", acertó a declarar Vázquez.

"Era un ganadero emblemático que siempre siguió la estela y el camino que le marcó su padre. La mayoría de los ganaderos estarán hoy muy apenados, porque mucha de las ganaderías bravas actuales tienen su procedencia", añadió.

Enrique Ponce: «El toreo pierde a uno de sus grandes referentes»
El matador de toros Enrique Ponce se ha mostrado impactado por la y ha manifestando que "es una pérdida tremenda para el toreo, que pierde a uno de sus grandes referentes del momento y de la historia". "Juan Pedro es un ganadero histórico, su padre lo fue pero también él", advirtió Ponce, quien añadió que "tenía muy claro lo que le gustaba en el toro y en el toreo. Lo persiguió durante toda su vida y lo consiguió".

Y continuó el torero de Chiva: "buscaba un toro bravo, pero también enclasado y con ritmo, que es lo verdaderamente difícil. El lo logró y por eso su ganadería ha dado tardes históricas a los toreros y a la afición en las plazas más importantes". "Juan Pedro creó una ganadería predilecta para cualquier torero. He matado muchas corridas suyas y lo apreciaba mucho, lo he sentido en el alma", finalizó.

César Rincón: «Hemos perdido a un ganadero legendario»

El torero colombiano César Rincón ha lamentado la muerte de Juan Pedro Domecq Solís a quien ha calificado como "un ganadero legendario que ha hecho su propio hierro, su propia ganadería, algo muy difícil de conseguir". Según ha explicado Rincón la trayectoria de Domecq, que heredó la ganadería que su abuelo fundó en 1939, ha escrito "una página imborrable en la historia de la tauromaquia". "Se le ponen a uno los vellos de punta. La vida no vale nada y es sólo cuestión de segundos perderla", ha afirmado el diestro colombiano sobre el accidente de tráfico que ha segado la vida de Domecq y se ha lamentado porque "ya nunca podremos disfrutar de sus enseñanzas".

El niño de la Capea:«Un ganadero con visión de futuro»

Pedro Gutiérrez, el diestro conocido como "El niño de la capea", ha sentido la muerte de Domecq "como un mazazo" y ha afirmado que fue "un luchador, un ganadero con visión de futuro que hizo mucho por el colectivo". Gutiérrez, torero ya retirado y centrado ahora en su labor como ganadero, ha destacado la labor de Domecq como presidente de la Unión de Criadores de Toros de Lidia, cargo que ocupó entre 1984 y 1994.

Según ha comentado Gutiérrez en declaraciones, "en los años que fue presidente hizo muchas cosas. Fue un hombre valiente y, como todos los hombres valientes, a veces fue contestado. Sin embargo, siempre destacó por su amor y pasión por el toro"

Sebastián Palomo Linares: «Es una pérdida irreparable»
El veterano matador Sebastián Palomo Linares ha mostrado su consternación por el fallecimiento cuya desaparición supone "una pérdida irreparable para 'la Fiesta'". "Me he quedado helado. Es una pérdida, una pérdida irreparable para 'la Fiesta', porque Juan Pedro era un catedrático en lo que se refiere a llevar una ganadería. Un hombre de gran tradición, heredada de su abuelo y su padre", señaló Palomo Linares.

El torero no ahorró palabras de elogio para Juan Pedro Domecq, "un hombre que dedicó toda su vida al toro". "Desde que tuvo uso de razón, fue una persona entregada cien por cien al estudio del toro, a la búsqueda del toro perfecto", añadió. "El decía que sus toros eran artistas, pero el verdadero artista era él. Toda su vida la dedicó a buscar el toro ideal para los ganaderos, los toreros y los aficionados. Consiguió un toro de mucha calidad que, además, embestía", aseguró Palomo Linares.

El Cid subraya el legado de Domecq
El matador de toros Manuel Jesús 'El Cid' ha destacado el legado de éste, "una de las ganaderías más importantes de todos los tiempos". En una nota de prensa, el torero de Salteras ha lamentado la "triste"noticia de la muerte de Domecq, que ha fallecido en un accidente de tráfico en Huelva, y ha indicado que era un hombre "de gran personalidad que sabía lo que quería y que peleó toda su vida por ello". "De esos desgraciadamente van quedando cada vez menos", ha añadido.

Tras transmitir sus condolencias a la familiares, ha incidido en la admiración que sentía hacia Domecq, un hombre que -según ha dicho-- era "un auténtico apasionado por el campo, por el toro, por el toreo". "Ha creado una de las ganaderías más importantes de todos los tiempos y eso es lo más grande que nos deja a todos los que amamos el toreo", ha añadido.

Eduardo Miura: «Ha dejado huella»
El ganadero Eduardo Miura ha mostrado este lunes su pesar por el fallecimiento del ganadero de reses bravas Juan Pedro Domecq, en un accidente de coche en Higuera de la Sierra (Huelva), de quien ha señalado que "ha dejado huella en la ganadería brava"y ha recordado las "ganas que siempre tenía de innovar".

En declaraciones, Miura ha destacado la figura de Domecq como presidente de la Unión de Criadores de Toros de Lidia (UCTL) desde 1984 hasta 1994 y ha afirmado que, como ganadero, ha sido "el espejo para muchos ganaderos que lo conocieron". "Era un hombre inquieto que siempre tenía ganas de innovar", ha subrayado.

Asimismo, Eduardo Miura ha aseverado que, aunque "como en todo", tenía admiradores y detractores, "los admiradores eran más que los detractores". "Ha sido una pena para el mundo ganadero, en general, y para sus familiares, en concreto", ha apostillado.

Criadores de Toros de Lidia lamentan su muerte
La Unión de Criadores de Toros de Lidia (UCTL) lamenta la pérdida del ganadero y empresario Juan Pedro Domecq Solís, propietario de la histórica ganadería que lleva su nombre que ha fallecido en un accidente de tráfico.

En una nota, la UCTL ha recordado que Juan Pedro Domecq era el heredero de la ganadería que fundó su abuelo Juan Pedro Domecq y Núñez de Villavicencio en 1937 al comprar la histórica vacada de Veragua, y sus reses pastan en la finca 'Lo Álvaro' en Castillo de las Guardas (Sevilla).

Además, fue presidente de la Unión de Criadores de Toros de Lidia durante diez años (1984-1994) en los cuales fue el principal impulsor de Libro Genealógico de la Raza Bovina de Lidia. Asimismo, en 1995 fue el impulsor y miembro de la junta directiva de la Confederación de Asociaciones Profesionales Taurinas, como representante de la UCTL.

La Unión de Criadores de Tores de Lidia lo ha recordado como "un apasionado del toro y un amante de los caballos". Según ha destacado se distinguió por la profesionalización de la actividad ganadera y, muy especialmente, por la investigación genética en la que fue "auténtico pionero". "Su estudio sobre caracteres de comportamiento ha tenido gran trascendencia en el mundo profesional de la cabaña brava", ha subrayado.

Por último, la Unión de Criadores de Toros de Lidia ha lamentado "profundamente"la pérdida de uno de los más importantes ganaderos en la historia reciente de la Institución y transmite el más sentido y profundo pesar a su hijo y ganadero Juan Pedro Domecq Morenés, y a sus hermanos y también ganaderos Borja y Fernando Domecq Solís, a sus familiares y amigos.