Nadal dimitió ante una máquina

Federer desquicia a Nadal en la Copa de Maestros
Federer desquicia a Nadal en la Copa de Maestros

Después de 57 minutos de partido ante Federer, Rafa Nadal se desplomó en su silla. Le daban igual las botellas, el plátano, las toallas, la colocación de las raquetas... Dirigió la mirada a uno de los imponentes marcadores del 02 y contempló un aplastante 6-3 y 5-0 en contra. Luego miró a su palco y puso cara de resignación. Tres minutos después estaba enfilando el camino a los vestuarios con cara de muy pocos amigos. Su guerra, el pase a las semifinales de la Copa Masters, será mañana ante Jo-Wilfried Tsonga. Una victoria le mantendrá vivo el fin de semana. Si cae ante el francés, podrá empezar a pensar en la final de la Davis antes del lunes.

Nadal vivió la derrota más severa de su carrera ante el suizo en un partido en el que nunca estuvo. Desde el primer punto fue incapaz de sentirse a gusto en la pista. Los cinco primeros juegos fueron un intercambio de golpes que sólo sirvieron para evidenciar que Federer se encontraba cómodo. Todo lo contrario que Rafa. Salvó sus dos primeros saques, porque el rival simplemente estaba calentando. En el tercero llegó el «break» de Federer. En el resto del partido, Nadal sólo fue capaz de sumar un juego más. Trató de engancharse en el octavo. Conectó dos golpes ganadores, pero no sirvió de nada. El gran favorito para conquistar el torneo resolvió el set en la primera oportunidad que tuvo. Había consumido poco más de media hora, pero lo peor para el español estaba por llegar.

En el segundo set, Nadal no estuvo. Dimitió como muy pocas veces antes se le había visto. Federer descubrió que ante Rafa también puede ser el jugador que era ante el resto de rivales del circuito. Fue una máquina, una apisonadora, un vendaval. En el primer juego, Nadal se adelantó por 30-0. No pudo concretar la ventaja. Se consumó el «break» y el partido se convirtió en un monólogo. Saques directos, derechas cruzadas, reveses de manual, alguna volea... Federer hizo de todo y firmó el tercer «rosco» de su carrera ante Rafa. El suizo está lanzado a por su sexto título de maestro.

q Nadal, Ferrer, Verdasco y «Feli», para la final de la Davis. Albert Costa confirmó el equipo que buscará la cuarta Ensaladera para el tenis español del 2 al 4 de diciembre en Sevilla. Marcel Granollers será el quinto miembro. Argentina contará con Martín del Potro, David Nalbandián, Juan Mónaco y Chela. «Somos favoritos, pero eso hay que demostrarlo en la pista y, si mis jugadores no están al ciento por ciento, sufriremos mucho», aseguró el capitán español.