Mascarell presentará en campaña una plataforma de apoyo al candidato Mas

Mantiene contactos con socialistas para que se sumen al proyecto

Mas saluda a Mascarell ante los también consellers Pelegrí y Recoder
Mas saluda a Mascarell ante los también consellers Pelegrí y Recoder

BARCELONA- Ferran Mascarell, conseller de Cultura de la Generalitat, se ha dejado ver mucho últimamente con el presidente Artur Mas. Estos días en el viaje a Moscú han sido todo un ejemplo para traerse a Barcelona la exposición itinerante del Hermitage de San Petersburgo. También tienen reuniones en privado. En una de ellas, Ferran Mascarell planteó la posibilidad de formar un partido socialista de obediencia nacionalista. Artur Mas dio el visto bueno y Mascarell se puso manos a la obra.

Primero tanteó al que fuera conseller con él en el gobierno tripartito y una de las voces socialistas más críticas, Ernest Maragall, pero las reuniones no fructificaron y los caminos de ambos ex dirigentes del PSC se separaron. Luego, Mas convocó las elecciones autonómicas y el proyecto de crear un nuevo partido quedó en agua de borrajas.

No entró en las listas
Sin embargo, Mascarell sabe que su futuro está ligado a Mas. No a Convergència Democràtica de Catalunya, que no ha querido saber nada de su inclusión en las listas de cara a los comicios. Para superar este contratiempo, el todavía conseller urde una acción para hacerse ver antes de las elecciones del 25 de noviembre.

La acción está en su fase final de creación y se concretará con la presentación de una plataforma de apoyo al candidato de CiU a la presidencia de la Generalitat bajo la denominación de «Socialdemócratas con Mas».

Mascarell trató infructuosamente de buscar aliados en la militancia del PSC más allá de los socialistas que se fueron a trabajar con él a la conselleria de Cultura. Por eso, Mascarell recurrió a Albert Batlle, viejo amigo y compañero de estudios, para llegar a más militantes socialistas y a personas de diferentes ámbitos no adscritas a ningún partido y situadas en la órbita de la socialdemocrácia.

Actualmente, Batlle es director adjunto de la Oficina Antifraude de la Generalitat. Por este motivo, había pedido la suspensión de militancia en el PSC. Sin embargo, no dijo que no a la petición de Mascarell porque la entiende «como un encuentro privado», como lo ha calificado a preguntas de LA RAZÓN.

Dicho encuentro tuvo lugar en el Ateneu Barcelonés porque tanto Mascarell como Batlle son socios de la institución «así como algunos de los asistentes», apunta Batlle. Según el actual director adjunto de la Oficina Antifraude, a la reunión asistieron un abanico de profesionales liberales así como algunos miembros de la judicatura. Batlle asegura que «presenté la reunión afirmando que seguía retirado de la política».

En este encuentro, Mascarell escuchó a todos sus invitados e hizo una «encendida defensa del presidente Mas al que comparó con Macià, Companys y Prat de la Riba», en palabras de uno de los asistentes. Días después, todos ellos recibieron una carta de Mascarell a la que adjunta un manifiesto. Esta misiva y este manifiesto también lo han recibido militantes socialistas que han sido contactados, de una u otra manera, por el actual conseller de Cultura.

El manifiesto se presentará en plena campaña electoral bajo el epígrafe de «Socialdemócratas con Mas». Así, Mascarell espera acercarse a Mas esperando estar en el círculo del president en la próxima legislatura. Eso sí, Albert Batlle ha dicho taxativamente a este diario que no firmará el manifiesto.