Torrente caspa en 3D

Santiago Segura rueda la cuarta entrega de la saga acompañado de Belén Esteban, Tony Leblanc, Paquirrín y Ana Obregón, entre otros

Santiago Segura junto a Tony Leblanc, un tándem ya clásico gracias a esta saga
Santiago Segura junto a Tony Leblanc, un tándem ya clásico gracias a esta saga

Si alguien pensaba que Santiago Segura había exprimido toda la caspa que un personaje como Torrente puede ofrecer en una saga de tres películas, se equivocaba. «En España, lo cutre abunda, y basta encender la televisión para verlo», dice el protagonista y director de «Torrente 4», un estreno previsto para el año 2011 que promete volver a conquistar las taquillas de nuestro país y que estos días Segura está rodando en el centro comercial Plenilunio de Madrid. O no. «Torrente es un personaje que siempre está en la cuerda floja. Creo que cualquier día la gente se preguntará: "¿Qué mierda es ésta?"Pero lo hago con todo mi cariño, aunque puede arrasar o convertirse en un engendro del diablo».

Superado el complejo de lo cutre, Segura torea las críticas de alargar todavía más la fecunda saga: «En Estados Unidos ni siquiera se cuestiona que se hagan secuelas. Trabajamos para el público, y cuando encontramos una fórmula incluso da pena desprenderse de ella. Además, no creo que sea un pesado, no estoy todos los años con lo mismo. El último "Torrente"es de hace ya cinco años. Como además he hecho otras cosas, recargas las pilas y piensas en nuevas chorradas que puedes hacer con el personaje», se defiende el director. Hasta este punto, la coartada se mantiene. Pero al hablar de un Torrente estereoscópico es el momento en el que todo el mundo se echa a temblar. No es para menos: Segura firmará la primera comedia europea en 3D. «Me hace gracia el concepto Torrente en 3D, un personaje tan casposo y cutre junto al último avance tecnológico. Me parece que puede ser la obra cumbre del cine chusco», explica. Ya en la tercera parte de la saga se puso como reto rodar escenas de acción en scope: «Tienes que hacer que la gente vaya al cine, sobre todo ahora porque hay teles que se ven mejor que el cine», añade.

El formato estereoscópico podría darle el empujón definitivo al sueño americano de una saga tan cañí como esta. Hace años que los derechos están en manos de algún productor norteamericano, aunque todavía no ha hecho nada con ellos. «En EE UU se compran derechos de muchas cosas, quién sabe. Lo que sí es cierto es que Sacha Baron Cohen se ha mostrado muy interesado en el personaje. Ya veremos», comentó el director.


La película de la crisis
Eso sí, Segura advierte de que lo que más le preocupa es el guión porque, «por mucha tecnología que uses, si una comedia no te hace gracia no tiene sentido». Para ello, en esta ocasión pone a su personaje en una situación incluso más al límite de las que nos tiene acostumbrados: «Es la película de la crisis. Ya se encontraba en la miseria absoluta, pero ahora toca fondo, ha llegado al pozo más hondo de la negrura y acaba en la cárcel».

Sin embargo y curiosamente, la relación entre la solvencia del personaje y el presupuesto de la película es inversamente proporcional: cuanto más pobre es Torrente, más financiación tiene el proyecto: «Se confía mucho en las secuelas. Si tuviera que levantar un nuevo proyecto de cero, incluso siendo yo mismo, tendría problemas. La verdad es que estoy acojonado porque no paro de gastar... Ahora mismo el presupuesto ronda los ocho millones de euros».

La gestación de este «Torrente», que incluye en su elenco a Paquirrín, Belén Esteban y Tony Leblanc como actores, y los clásicos cameos, entre los que se habla de María Patiño, además de los futbolistas Kun Agüero y Cesc Fábregas, terminará el próximo 10 de octubre.


¿La vuelta de Pajares y Esteso?
¿Imaginan ver a los parodiados interpretar la propia parodia? Pues podría ocurrir en este «Torrente». Aunque todavía no es seguro, la pareja más famosa de los tiempos del «destape» podría reunirse de nuevo. Esteso ha sido el último confirmado entre los clásicos cameos. Pajares no entraba al principio en los planes de Segura, pero, como amigos que son, el veterano actor le ha propuesto su participación: «No puedo darle un cameo cualquiera. Debería tener unas buenas líneas de guión. Estoy dándole vueltas para ver si lo puedo encajar», dice Segura. Los rumores también apuntan a Bisbal, Kiko Matamoros y Eugenia Martínez de Irujo.