Montse Velasco de la Cuina del Guinardó Nariz de Oro 2011

Montse Velasco, del restaurante la Cuina del Guinardó en Barcelona, ha sida elegida hoy la mejor sumiller de España en la vigésima edición de la competición nacional "Nariz de Oro"2011, tras derrotar a los otros ocho aspirantes que llegaron a la última prueba.

El segundo clasificado fue Eduard Solá, de Vins i Licors Grau en Gerona, y el tercero Rafael Moreno, de El Corte Inglés en Murcia, informó la organización en un comunicado. La "Nariz de Oro"2011 ha recibido el trofeo del concurso, que representa una copa y una nariz realizado por el pintor y escultor Antonio López.

La competición de sumilleres ha vivido seis semifinales en Gijón, Sevilla, Madrid, Alicante, Barcelona y Bilbao que han puesto a prueba a casi 300 profesionales de todo el país entre octubre y mayo. Durante estos meses, 49 sumilleres pasaron a la final nacional, que se ha celebrado este fin de semana en el Hotel Puerta América de Madrid.

De ellos, sólo nueve se enfrentaron con éxito hoy al momento de catar cuatro vinos de Azpilicueta e identificar uno de ellos en una copa negra, usando sólo su olfato, lo que les dio paso a la última prueba.

En la cata final los sumilleres tuvieron que enfrentarse a un blanco Pierre Frick Riseling 2007 (Alsacia); un tinto Duratón Malbec 2007; un tinto Seis Quinta Reserva 2008; un tequila Reposado Patrón y un brandy 1866 Gran Reserva.

Durante el fin de semana, los sumilleres no sólo tuvieron que superar diversas pruebas como las catas ciegas, sino que asistieron a clases magistrales y conferencias del reconocidos enólogos.

Paralelamente, este fin se semana también se ha elegido el Mejor Vino de España en diversas categorías.

Entre los Espumosos se llevó el galardón Gramona Imperial Gran Reserva Brut 2006 (Gramona); el vino premiado en la categoría de Generosos fue Fino Pepe (González Byass); como mejor vino blanco se destacó a Monte Blanco 2010 (Ramón Bilbao); mientras que el Parató Pinot Noir 2010 (Parató) logró la máxima categoría de los rosados.

Como tinto de menos de 9 meses de crianza fue distinguido como mejor vino La Plata 2009 (Arzuaga); mientras Iohannes Reserva 2006 (Juvé & Cams) logró el mismo reconocimiento entre los de más de 9 meses, para acabar con la categoría de dulces, cuyo máximo reconocimiento fue para Sinols Moscatel 2009 (Empordália).