Se come a su compañero de celda

El preso francés Nicolas Cocaign ha reconocido ante un tribunal que mató y después se comió el pulmón de su compañero en la celda. El abogado defensor de Cocaign alega que su cliente necesita un tratamiento psicológico y que éste se había pedido antes del crimen. Nicolas Cocaign, de 30 años, se enfrenta a cadena perpetua si es declarado culpable. Según lo relatado en el juicio, el acusado acuchilló a su compañero Baudry con unas tijeras, lo asfixió con una bolsa y le sacó parte de pulmón para comérselo. Cocaign estaba cumpliendo condena por un intento de violación.Cocaign estaba cumpliendo condena por un intento de violación.