MENÚ
lunes 16 septiembre 2019
03:46
Actualizado

El ultra Farage ofrece un “pacto” a Boris Johnson antes de que las urnas le den la “patada”

El Partido Laborista discute celebrar un segundo referéndum antes o después de las elecciones

  • Nigel Farage en un acto de su partido en Essex con el eslogan 'We Are Ready' (Estamos preparados)/Ap
    Nigel Farage en un acto de su partido en Essex con el eslogan 'We Are Ready' (Estamos preparados)/Ap
Londres.

Tiempo de lectura 4 min.

11 de septiembre de 2019. 18:28h

Comentada
La Razón.  Londres. 11/9/2019

El líder del Partido del Brexit, el ultra Nigel Farage, ha vuelto a ofreder hoy al primer ministro, Boris Johnson, una alianza para las próximas elecciones parlamentarias, aunque al mismo tiempo le ha advertido de que, si Reino Unido no abandona la UE en la fecha prevista -el 31 de octubre-, el Partido Conservador sufrirá una “verdadera patada” en las urnas que le podría dejar sin mayoría.

Antes del cierre parlamentario, Johnson ha propuesto en dos ocasiones a la Cámara de los Comunes celebrar comicios anticipados el 15 de octubre, pero la oposición rechazó dicha idea por considerar que no podía descartar que hubiese un Brexit sin acuerdo dos semanas después.

Farage, que tras su etapa en el euroescéptico UKIP ahora lidera el Partido del Brexit, vencedor de las últimas elecciones europeas, ha insistido en la necesidad de cumplir los actuales plazos, en un escenario donde el habitual bipartidismo ya no parece tan claro en la política británica.

“Si pasamos el 31 de octubre y seguimos como miembros de la Unión Europea, lo que parece cada vez más probable, muchos votantes se pasarán del Partido Conservador al Partido del Brexit”, ha afirmado Farage, quien ha advertido a los ‘tories’ de la “patada” que podrían sufrir a partir del 1 de noviembre.

“Espero que Boris Johnson simplemente mire los números. Si nos presentamos contra ellos, puede que no logren una mayoría”, ha advertido. Johnson, de hecho, ya no cuenta con un respaldo mayoritario en la Cámara de los Comunes tras el desplante de parte de los ‘tories’ por las polémicas sobre el Brexit.

Farage ha asegurado que ya ha habido contactos con los conservadores para una suerte de pacto de no agresión, aunque todavía no habría recibido ninguna respuesta clara. Este acuerdo implicaría que cada una de las dos formaciones diese un paso atrás en las circunscripciones donde el rival tiene más opciones de salir elegido.

Un portavoz de Johnson ya ha dejado claro que “el primer ministro no va a llegar a ningún acuerdo con Nigel Farage”, mientras que un alto cargo ‘tory’ ha asegurado que el líder euroescéptico no es una persona “apta” y no tiene cabida siquiera cerca del Gobierno.

Farage, que era líder del UKIP cuando el ex primer ministro David Cameron anunció la convocatoria de un referéndum sobre la posible salida de la Unión Europea, ha asegurado que está preparado en caso de que se convoque una segunda consulta, una vía que por ahora descarta el actual Gobierno.

Los laboristas no se ponen de acuerdo sobre el segundo referéndum

Por otro lado, el Partido Laborista parece no aclararse sobre el posible nuevo referéndum para decidir la salida de Reino Unido de la UE. Su “número dos”, Tom Watson, ha propuesto este miércoles no solo que se celebre este referéndum, sino que se haga antes de las próximas elecciones generales. “Vamos a ocuparnos del Brexit con un referéndum en el que todas las personas puedan opinar y, después, unirnos para reclamar en unas elecciones una agenda social laborista bajo nuestros propios términos, no los de Boris Johnson”, ha afirmado durante un discurso en Londres.

El problema es que un día antes, su líder, Jeremy Corbyn, dijo un día antes que era partidario de la consulta pero después de la celebración d elos comicios, lo que da idea de la improvisación que transmite el principal partido de la oposición, llamado, si cae Johnson, a liderar la gestión del Brexit.

Un sondeo de la firma Kantar publicado este miércoles pronostica para el Partido Conservador una intención de voto del 38 por ciento, 14 puntos por encima de los laboristas. Ambas formaciones, sin embargo, coinciden en una caída de cuatro puntos. Según esta misma encuesta, elaborada a partir de entrevistas que fueron realizadas entre el 5 y el 9 de septiembre, algo más de la mitad de los ciudadanos respaldan que cualquier acuerdo para la salida de la Unión Europea sea sometido a un plebiscito antes de cualquier ratificación.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs