Los pueblos adoptan las nuevas señas de identidad de la izquierda

Himnos, banderas y actos religiosos, en el punto de mira de estos gobiernos

Este año la Senyera no estará presente en el «Te Deum» del 9 d’Octubre en la Catedral. En la foto, la tradicional misa con la bandera al fondo
Este año la Senyera no estará presente en el «Te Deum» del 9 d’Octubre en la Catedral. En la foto, la tradicional misa con la bandera al fondo

Los símbolos definen e identifican a un colectivo y las fiestas patronales de la Comunitat los han incluido tradicionalmente en sus actos y programas. Sin embargo, las coaliciones de izquierdas que gobiernan en muchos municipios valencianos tras las elecciones de mayo han retirado durante sus primeros meses en el consistorio signos religiosos, patrióticos o monárquicos.

En algunas localidades se ha impedido a los miembros del Ayuntamiento la asistencia a las procesiones en calidad de representantes institucionales. Es el caso de los gobiernos de Meliana (Compromís), Paiporta (Compromís, PSOE y Pod-EU), Bétera (Compromís per Bétera, Mas Camarena – CUBE, PSPV-PSOE i Asamblea Bétera Ciudadana) o Dénia (PSOE y Compromís). Además, en este municipio, los concejales tampoco pudieron asistir a las misas de las fiestas mayores.

En el supuesto de que los ediles acudieran a las procesiones, debían hacerlo sin ningún atributo protocolario que los identificase con la Corporación local.

De la misma manera, en otros lugares los elementos religiosos también han sido suprimidos.

En Biar, (PSPV, Compromís y EU) se decidió que la talla del Cristo que preside la sala de plenos se cubra en actos oficiales. Igualmente, el tripartito que gobierna Vilamarxant (PSPV, Compromís, C’s) quitó de la misma sala los iconos de los santos patronos de la localidad, el Cristo de la Salud y Santa Catalina. Los vecinos reaccionaron frente a esta decisión colgando en sus balcones imágenes de estos santos.

Alzira (Compromís, PSPV y EU) optó por omitir la referencia eclesiástica en las fiestas de Sant Bernat, que pasarán a llamarse Fiestas de Alzira.

En la misma línea, el programa de fiestas de Silla (Compromís, PSPV, EU y Silla en Democràcia) ya no nombra al Santíssim Crist ni incluye su foto, como era habitual.

La cuestión de las banderas tampoco ha estado exenta de polémica.

El alcalde de Valencia de Compromís, Joan Ribó, anunció al comienzo de la legislatura que la Senyera no estaría presente en el «Te Deum» del 9 d’Octubre en la Catedral.

Compromís también politizó la batalla de flores de Valencia eliminando la bandera de España y disponiendo las Senyeras de tal manera que podían ser confundidas con la «cuatribarrada» catalana.

Asimismo, destaca el municipio alicantino de Pedreguer, gobernado por Compromís desde hace cuatro años, que no luce ninguna bandera en el balcón del Ayuntamiento desde la primera legislatura de este partido.

En Elche (PSOE, Compromís e Ilicitanos por Elche) desapareció del balcón municipal la bandera española el día del pregón del festejo popular. Este acto tampoco concluyó con los himno de España y de la Comunitat como es tradicional. Se sustituyeron por el local.

Lo mismo ocurrió en Alcora, donde el alcalde de Compromís que, en un primer momento, escondió la bandera española tras las cortinas y, posteriormente, la eliminó del saludo de fiestas. La máxima autoridad de Almassora, del mismo partido, también ocultó la enseña nacional en su saludo oficial.

Sin embargo, tras las presiones ejercidas por el PP de Castellón, este símbolo se recuperó unas semanas más tarde. Gandía se sumó a la iniciativa emprendida por muchos municipios y decidió del mismo modo, que el himno que representa a todos los españoles no suene en sus celebraciones. Los populares aseguran que estos actos incumplen la Ley 39/81, que regula el uso de la enseña nacional.

Por su parte, la vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra, recalcó que en todos los Ayuntamientos debe acatarse la Ley, con respeto a los símbolos e himnos.

La erradicación de signos también ha generado discrepancias en otros lugares, como Alicante.

La propuesta de Guanyar Alacant de retirar el busto del Rey Juan Carlos I del Salón Azul no ha sido respaldada por sus socios de gobierno, PSOE y Compromís.