Política

El PP pide un pleno para frenar la «alarma» por Madrid Central

El Grupo Municipal del PP en el Ayuntamiento de Madrid registró ayer la petición de convocatoria de un pleno extraordinario con el objetivo de paralizar la puesta en marcha de la nueva Área de Prioridad Residencial (APR) Madrid Central ante la «alarma social» que supone su puesta en marcha. Según explicó ayer el portavoz del PP en el consistorio, José Luis Martínez-Almeida, «no se puede poner en marcha esta medida sin que haya un proceso de diálogo cierto y haya, efectivamente y de manera eficaz, una ronda de contactos con todos los sectores afectados», en relación a la Plataforma de Afectados por Madrid Central que se creó hace unos días ante la falta de entendimiento del equipo de Manuela Carmena con los distintos sectores a quienes influye la restricción del tráfico en el distrito Centro.

Precisamente hoy, profesores y padres de alumnos del Colegio Santa Isabel-La Asunción se manifestarán a las cinco de la tarde a las puertas del centro en contra de la puesta en marcha de Madrid Central ya que les «impedirá» llevar o recoger a sus hijos a la puerta de la escuela. «Hemos planteado facilitar un determinado número de matrículas de padres que lo necesiten, el crear una reserva de plazas tipo carga y descarga, y también establecer una ruta escolar, pero la calle es muy estrecha y los giros complicados», explicó a Ep el representante del APA del centro, José Luis Castellano, que dijo que los padres de los alumnos se sienten «maltratados» por el Área de Medio Ambiente y Movilidad.

Pese a esto, tanto el grupo socialista en el Ayuntamiento, como la portavoz municipal, Rita Maestre, rechazaron ayer retrasar la puesta en marcha del nuevo APR, si bien la portavoz explicó que se estudiará el acceso de los niños a los colegios dentro del perímetro limitado.