Fin a la huelga de limpieza en Pinto

Los piquetes quemaron más de una veintena de contenedores en los primeros días de huelga
Los piquetes quemaron más de una veintena de contenedores en los primeros días de huelga

Al filo de la una de la madrugada, los representantes de los trabajadores del servicio de limpieza y de recogida de basuras de Pinto alcanzaron un acuerdo con la empresa Aserpinto para desconvocar la huelga indefinida que comenzó el pasado 8 de diciembre y que, especialmente en los primeros días, se saldó con graves altercados por la acción de los piquetes informativos. Este conflicto tiene su origen en la externalización de tres de los servicios que integran el contrato integral de limpieza. Los sindicatos expresaron su rechazo frontal a la gestión indirecta a pesar de que la empresa adjudicataria se comprometió en la oferta que presentó al consistorio a no despedir a nadie. La fumata blanca de última hora llegó después de que el consistorio se viera obligado a adoptar ayer medidas extraordinarias. El Gobierno local tuvo que ordenar el incremento de los servicios mínimos en más de un 50%, de forma que pasarán de siete a quince efectivos los que se encarguen de recoger los residuos del casco urbano y los polígonos. La adopción de esta medida llega después de que un informe de inspección sanitaria señalara que «de continuar la situación actual de depósito de restos orgánicos en la vía pública, existiría un riesgo de atracción y salida de roedores a través de imbornales». El documento recomendaba «la adopción de medidas para la limpieza y retirada de los residuos de la vía pública al efecto de poder garantizar el control de la situación de insalubridad que pueda generarse y prevenir problemas de salud en los ciudadanos».