La Policía desalojó 200 fiestas privadas durante el puente del Pilar por vulnerar el estado de alarma

Los policías municipales han cursado un total de 1.528 propuestas de sanción durante este puente por “botellones” y 1.782 denuncias a personas por no usar la mascarilla

La Policía Municipal de Madrid intervino este puente en la capital en más de 200 fiestas privadas con concentraciones de personas superiores a las permitidas por el estado de alarma decretado por el Gobierno para frenar los contagios de coronavirus Covid.

Según informó este martes la Policía, las fiestas suspendidas más importantes fueron las que se desarrollaron en el distrito Centro, en la calle Coloreros, donde en la madrugada del domingo se desalojó una celebración clandestina con unas 80 personas en el interior de un domicilio. En este evento había hasta personal de servicio y los agentes acudieron tras apreciar desde el exterior música a gran volumen, voces y un haz de luces. Además, los agentes constataron que en la fiesta se cobraba entrada por acceder, incluso con datafono para pagar con tarjeta.

Además, los agentes detectaron, en la mañana del domingo, una fiesta clandestina en un garaje en la calle Pinos Alta, en el distrito de Tetuán, con 70 personas que estaban en el interior de un garaje consumiendo bebidas alcohólicas, escuchando música y sin ningún tipo de protección como mascarillas.

En cuanto a las denuncias por consumo de alcohol en vía pública (‘botellones’), los policías municipales han cursado un total de 1.528 propuestas de sanción durante este puente, además de 1.782 denuncias a personas por no usar la mascarilla en este mismo periodo.