El Oasis de mariposas de Lorca, un refugio natural en la Fortaleza del Sol

El Castillo de Lorca cuenta con el primer oasis de estos animales de la Región, uno de los 205 refugios de España

El entorno del Castillo de Lorca tiene una gran variedad de flora apetecible para el desarrollo de las mariposas
El entorno del Castillo de Lorca tiene una gran variedad de flora apetecible para el desarrollo de las mariposas FOTO: La Razón La Razón

Si existe un lugar parecido a un cuento de hadas en la Región de Murcia, ese es el Castillo de Lorca. Esta fortaleza real forma parte de los 205 lugares de España que han sido catalogados como «Oasis de Mariposas», una zona protegida impulsada por la Asociación Zerynthia (Asociación Española para la Protección de las Mariposas y su Medio) con el objetivo de conservar y preservar hábitat naturales únicos que favorezcan la supervivencia de estos pequeños y extraordinarios animales.

Así, a través del Ayuntamiento de Lorca y de Lorca Taller del Tiempo se ha creado en la Fortaleza del Sol el primer oasis de mariposas de la Región, que cuenta con 52.000 metros cuadrados de espacio al aire libre donde la flora y la fauna autóctona puede crecer y desarrollarse con total protección, sirviendo al mismo tiempo de alimento para las mariposas, que pasan toda su vida, desde la fase de oruga con las hojas, hasta las flores en fase adulta a través del néctar, en un espacio natural como el Castillo.

Entre las variedades de plantas que se hallan en este entorno se encuentra el romero, la lavanda, el algodoncillo o la encina carrasca, variedades vegetales que proporcionan a las mariposas una alimentación plena.

Según indican desde Lorca Taller del Tiempo, el Castillo, por su ubicación en altura, «es un lugar privilegiado para la observación de mariposas. Muchas de ellas tienen un comportamiento denominado ‘hill-topping’, por el que se concentran en lo alto de colinas como esta».

Además, como atractivo turístico, la Fortaleza también ofrece la posibilidad de realizar una ruta por el ecosistema natural de las mariposas, «para disfrutar de uno de los animales más fascinantes y bellos de la naturaleza en todas sus fases y en libertad». Así, indican que a lo largo del recorrido se encuentran los carteles didácticos, «con bonitas imágenes e información interesante, creados para que cualquiera pueda reconocer las mariposas del Castillo de Lorca y aprender muchas curiosidades de las distintas especies».

Como curiosidad, el Taller del Tiempo señala la especial mariposa «Esfinge Colibrí», la majestuosidad de la mariposa Macaón «o los vivos colores de la mariposa Vanessa Atalanta», unas especies únicas que sorprenden a los amantes de la naturales.

Protección desde casa

La Asociación Zerynthia también apuesta por la conservación desde la concienciación. Por eso, ofrece diversas técnicas y opciones para sumarse a la protección de las mariposas tanto en el ámbito personal en casa, como invitando a ayuntamientos, escuelas, empresas y personas con jardín y balcón a crear espacios naturales con los que preservar el hábitat de estos insectos.

Desde Zerynthia recuerdan la importancia de las mariposas para el ecosistema vegetal, ya que además de ser unas grandes polinizadoras, también son unas excelentes indicadoras de la calidad ambiental y de la salud de los ecosistemas. «Son parte de nuestra herencia natural y han sido estudiadas en detalle durante los últimos 300 años», revelan.

Y más allá de eso, siempre son una buena excusa para visitar el campo y la naturaleza y caminar en busca de especies coloridas, únicas y excepcionales.