Orinamos plástico a diario

Tras analizar la orina de 52 personalidades públicas de seis países europeos, los investigadores detectaron en cada participante 20,5 sustancias químicas de media procedentes de envases de uso alimentario

En todos y cada uno de los 52 participantes del estudio se han detectado 13 de los 17 ftalatos analizados y seis de los 11 fenoles
En todos y cada uno de los 52 participantes del estudio se han detectado 13 de los 17 ftalatos analizados y seis de los 11 fenolesDreamstimeLa Razón

No importa que sólo compres productos ecológicos o que estén concienciado con el problema del sobre envasado. De media, ingerimos cinco gramos de plástico a la semana, según diferentes estudios. Y, sin embargo, no hay ninguna legislación para frenar esta situación pese a los químicos que introducimos en nuestro cuerpo por esta vía. Con el fin de demostrar que no se está protegiendo la seguridad humana, la Fundación Rezero y Zero Waste Europe, han publicado una investigación en la que se analizaron muestras de orina a 52 participantes para detectar la presencia de sustancias químicas comúnmente utilizadas en envases de plástico para alimentos (de un solo uso), es decir, ftalatos y fenoles, y asociadas a enfermedades como el cáncer y enfermedades cardiovasculares, además de afectar el sistema inmunológico y reproductivo. Los participantes del estudio son personalidades políticas, artistas, chefs, periodistas y otras figuras públicas de Bélgica, Bulgaria, Letonia, Portugal, Eslovenia y España, como Macaco, Rubén Sierra, Miquel Barceló o Carme Ruscallena en nuestro país.

Las muestras se enviaron en hielo seco a Noruega, donde el equipo de la Dra. Cathrine Thomsen del Instituto Noruego de Salud Pública llevó a cabo análisis de laboratorio de las muestras de orina en octubre de 2020. Los resultados fueron luego analizados por el profesor Miquel Porta y su equipo en el Institut Hospital del Mar d’Investigacions Mèdiques de Barcelona (IMIM).

Los datos hablan por sí solos. De las 28 sustancias químicas analizadas (17 metabolitos de ftalatos y 11 fenoles), vinculadas al envasado de los alimentos, se encontraron 20,5 sustancias químicas de media en las muestras por cada participante (con un rango de 18 en el menor de los casos a 23). En todos y cada uno de los 52 participantes del estudio se han detectado 13 de los 17 ftalatos analizados y seis de los 11 fenoles. Esta cifra no varió significativamente entre los países.

El ftalato (un disruptor endocrino) con las concentraciones más altas detectado ha sido lo monoetil ftalato (MEP) con una media de 40,3 ng/ml, seguido del el MnBP (media: 19,11 ng/ml), el MiBP (media: 16,64 ng/ml) y el MECPP (media: 16,25 ng/ml). De los seis compuestos fenólicos más frecuentemente detectados, el fenol con las concentraciones más altas fue el metilparabeno (MEPA) con una media de 7,02 ng/ml, seguido del oxibenzona (OXBE, mediana: 4 ng/ml), el bisfenol A (BPA, media: 2,11 ng/ml) y el etilparabeno (ETPA: 1,17 ng/ml).Pero, ¿es peligroso? «La basura plástica y el cáncer estan muy relacionados. Mañana se diagnosticarán 780 casos de cáncer en España y morirán 316 personas. A más de uno le habría gustado saber antes de tener un cáncer de que orinamos químicos por los plásticos, pero no, nos tomamos el tema con tranquilidad. Pues bien, el 95% de estos casos estaran ligados con nuestros hábitos y exposiciones, especialmente a los plásticos, y no con nuestro ADN», afirma Nicolás Olea, catedrático de Medicina de la Universidad de Granada y experto en Salud Ambiental.

«Una vez más, estamos viendo que la salud pública no está protegida adecuadamente frente estas sustancias tóxicas. No podemos seguir manteniendo a la ciudadanía al margen de los impactos de lo que compran y consumen. Esto debe ser abordado urgentemente por los gobiernos y los productores de envases y embalajes», afirma Rosa García, directora de Rezero. Si la doctora y otras personalidades que se hicieron la prueba pensando que no les iban a salir estos resultados por lo mucho que se cuidan y están concienciados con esta realidad han dado esto, desde luego que los gobiernos deberían decir que «al igual que se dice a las gestantes tabaco cero, alcohol cero, plásticos cero», añade García.

«Es un engaño decir que los niveles de las muestras de orina están por debajo de cero (aludiendo que es seguro). Todos los niveles deberían ser cero porque con un nivel por encima de cero es absolutamente posible desarrollar las enfermedades comentadas por mucho que los políticos en Europa digan que ese nivel es asumible. Eso es una afirmación política, no médica. Es asumible si no te toca. Y sí, claro que la gente tiene que asustarse, porque cualquier exposición conllva un riesgo», concluye Olea. Por cierto, que si siempre bebe agua embotellada sepa que ingiere 90.000 partículas más de polímeros, según otra investigación publicada a mediados de junio en «Environmental Science & Technology».