La inteligencia como proeza

Antena 3 graba ya «Increíbles», un «talent show» de habilidad mental

Carlos Sobera, en el plató de «Increíbles. El gran desafío»
Carlos Sobera, en el plató de «Increíbles. El gran desafío»

Hay personas normales con cualidades excepcionales. Personas que desafían el límite de sus habilidades mentales al recordar los 25.000 primeros decimales del numero pi, que son capaces de identificar mil obras de arte con sólo ver un fragmento del cuadro, o que pueden memorizar en diez segundos más de 16 números. Personas como éstas, capaces de elevar la inteligencia a la categoría de proeza, son las protagonistas del nuevo «talent show» de Antena 3, «Increíbles. El gran desafío». «Es un programa muy distinto al resto: hay gente jugándosela para ganar un premio, pero su habilidad y las pruebas que realizan superan al propio concurso. Todos los que vienen se merecen ganar porque hacen algo extraordinario», comenta Jaime Guerra, productor ejecutivo de este nuevo espacio. Basado en el formato internacional «The Brain», España se ha convertido en el tercer país que lo adapta, tras su paso por Alemania –el canal Zdf ha conseguido superar su media con todos los especiales que ha emitido– e Italia –donde la Rai1 elevó tres puntos su audiencia, alcanzando un 21% de «share»–.

Y es que, aunque la solvencia en parrilla de los «talent show» parece indiscutible en términos de audiencia, el programa rehuye los clásicos formatos musicales y de baile para enfrentar a sus concursantes únicamente por sus cualidades mentales, como ya se había ensayado con éxito en los especiales de «El Gran Test de Inteligencia». Sin embargo, la dinámica de este nuevo espacio supera las estrecheces del clásico cociente intelectual y propone que los participantes rivalicen con «pruebas espectaculares». Así, los espectadores podrán ver cómo una persona es capaz de calcular la velocidad exacta a la que pasa un coche delante suya o cómo otra puede distinguir a un centenar de perros dálmata por la forma de sus manchas. «Buscamos a gente con habilidades llamativas y preparamos una serie de desafíos difíciles de superar para el común de los mortales. No son personas superdotadas, han desarrollado sus capacidades y muchos disfrutan entrenando y ejercitando su mente, lo consideran un hobby», explica Guerra.

El público elige al ganador

Al frente del espacio estará Carlos Sobera, un veterano en concursos para la pequeña pantalla, y Berta Collado, que se encargará de presentar los retos que se realicen en exteriores. Asimismo, la nota de distensión la pondrán los dispares colaboradores: Santiago Segura, Chenoa y Mario Vaquerizo. «Es un programa de entretenimiento y va más allá de la mera exhibición: aúna humor y emoción, queremos que la gente se sorprenda y divierta viéndolo», adelanta el productor. Eso sí, el poder para elegir al ganador de la noche (que percibirá un premio en metálico) lo tendrá en exclusiva el público del plató: ellos votan el reto que más les ha impactado. Porque el objetivo del espacio es dejar a la audiencia boquiabierta. «Los espectadores descubrirán a gente con una capacidad increíble, se van a sorprender y se preguntarán cómo puede un ser humano hacer algo así», afirma Guerra.