Retrato del hombre que cambió el mundo

Discovery Max estrena hoy en horario «prime time» «Killing Jesus», de la que el cineasta Ridley Scott es el productor

Imagen de la serie en la que Jesús está recorriendo la Via Dolorosa de Jerusalén
Imagen de la serie en la que Jesús está recorriendo la Via Dolorosa de Jerusalén

Discovery Max estrena hoy en horario «prime time» «Killing Jesus», de la que el cineasta Ridley Scott es el productor

La figura de Jesucristo siempre ha tenido mucho tirón para las ficciones audiovisuales. Sin embargo, a la televisión siempre le ha pillado con el pie cambiado, hasta hace unos años, cuando las cadenas temáticas estadounidenses como National Geographic y Odisea, entre otras –e incluso las cadenas generalistas–, se lanzaron a la recreación histórica de algunos episodios de la Biblia con un aspecto visual y una cuidadosa puesta en escena por las que se les podría otorgar el calificativo de superproducciones televisivas.

Hoy Discovery Max emite en horario «prime time» una de las penúltimas propuestas: «Killing Jesus», una ficción que tiene detrás como uno de los productores a uno de los directores de cine que mejor se manejan en las temáticas épicas, Ridley Scott («Exodus: dioses y reyes», «El reino de los cielos»).

Por razones de logística y de seguridad –para rodar en Israel son necesarios múltiples trámites burocráticos–, la ficción se rodó en el desierto de Marruecos. El equipo técnico era de, al menos, 250 técnicos y 4.500 extras.

En el reparto sorprende la presencia de Kelsey Grammer. El famoso protagonista de «Frasier» abandona su registro cómico para encarnar al rey Herodes. Grammer se preparó el personaje a conciencia dada la intensidad de que tenía que dotarlo. Según declaró a la FOX, «para un actor es fantástico interpretar a un villano porque te ofrece una gama de registros muy importante. He hecho un gran trabajo de investigación y, por ejemplo, me he enterado de que Herodes asesinó a la mitad de sus hijos (tenía entre 30 y 40) y era un paranoico». Jesucristo está interpretado por Hazz Sleiman. La elección de este intérprete estuvo rodeada de cierta polémica, ya que es musulmán. El autor del libro en el que se basa la miniserie, y también productor de esta, Bill O’ Reilly, comentó que la elección era la adecuada porque «es un Jesús muy diferente, que no tiene nada que ver con el que se suele representar, un rubio con ojos azules que podría haber nacido en California».

- Contexto histórico

Bill O’Reilly, que ya había trabajado con National Geographic en «Quién mató a Kennedy» y en «Quién mató a Lincoln», afirmó que la producción no pretendía «tener un contenido exclusivamente religioso, nuestra pretensión era dotarlo de un contenido histórico, queríamos entender cómo un pobre carpintero se transformó en la persona más célebre de la civilización». En ese sentido, el crítico de «Variety» Brian Lowry destacó, tras su estreno en Estados Unidos, que «la producción ha optado por no enfatizar la divinidad de Cristo y sí que, en ese contexto histórico, era necesaria su muerte porque amenazaba la estructura de poder».

«Killing Jesus» arranca cuando Herodes toma la decisión de matar a todos los niños menores de dos años. Sin el propósito de hacer un relato exhaustivo del Nuevo Testamento, sí se recogen algunos pasajes como el encuentro entre Cristo y San Juan Bautista, y Caifás, el sumo sacerdote judío que se sintió amenazado por la presencia de Jesús y le pidió a Poncio Pilatos su crucifixión, así como su muerte y resurrección.

Su estreno en Estados Unidos se convirtió en uno de los acontecimientos televisivos de 2015, ya que le dio a National Geographic, un canal de pago, una audiencia de 3,7 millones de espectadores, la mayor de su historia, y está previsto que se emita en más de 171 países.

Un género en plena forma

Todas las cadenas estadounidenses han caído en la cuenta de que, con una población de más de dos mil millones de cristianos en el mundo, cualquier producción que recree la Biblia es un filón en términos de audiencia. Así, la History Channel tuvo un gran éxito con «La Biblia» (obtuvo una audiencia de más de 13 millones de espectadores) el canal Reelz está emitiendo «The Disciples» y WNG America prepara «Los diez mandamientos»