MENÚ
lunes 16 septiembre 2019
03:46
Actualizado

La Península se verá inmersa en un episodio de “gota fría” a partir del lunes

La formación de una DANA traerá precipitaciones importantes, con incluso granizo

  • La AEMET preció que hay una elevada imprecisión en cuanto a la intensidad y trayectoria de la DANA
    La AEMET preció que hay una elevada imprecisión en cuanto a la intensidad y trayectoria de la DANA /

    EFE

Tiempo de lectura 2 min.

25 de agosto de 2019. 08:06h

Comentada
larazon.es 24/8/2019

Un episodio de “gota fría” se acerca a la península y traerá tormentas y lluvias fuertes y torrenciales a partir del lunes. La formación de una DANA (Depresión Aislada de Niveles Altos) será la que provoque que el tiempo de esta semana varíe y que veamos chubascos en la mayor parte de la península.

Será a partir del domingo cuando el tiempo comience a cambiar. Las temperaturas descenderán en el tercio oeste penínsular, el Cantábrico oriental y Canarias (sobre todo las provincias de Lanzarote y Fuerteventura) y los lugares con más de 35 grados se reducen a zonas del Guadalquivir y del Tajo.

Se avecina un episodio singular porque llega de un chorro polar intenso, que se orienta de norte a sur y desarrolla dos 'DANA': una afectará al sur del Reino Unido y otra a la Península Ibérica. Es la última la que nos interesa. Los modelos numéricos de predicción actuales siempre tienen dificultades para manejar estas situaciones, especialmente en sus momentos iniciales: cuando el chorro polar elonga la vaguada de niveles altos y aísla a la DANA”, dice Francisco Martín, meteorólogo de Meteored. Pero será de “alta incertidumbre”, como asegura Martín.

La DANA se acercará a la península el lunes y acabará situándose sobre ella hasta el miércoles. Pese a su incertidumbre, lo más probable es que los chubascos y las tormentas sean puntualmente fuertes e incluso llegue a haber granizo. “Las transiciones del verano al otoño en nuestro ámbito geográfico no suelen ser suaves y progresivas, sino que acostumbran a venir caracterizadas por grandes sobresaltos meteorológicos, con cambios bruscos de temperatura y episodios tormentosos generadores de lluvias intensas y granizo, asociados a la irrupción de las primeras vaguadas tras el largo y cálido verano. Ya nos visitó una de ellas hace unos días y una segunda hará lo propio a partir de mañana domingo”, dice José Miguel Viñas, físico del aire y consultor de la OMM.

Por otro lado, el director de Meteorología José Antonio Maldonado confirma que las DANA “no son nada infrecuentes en las postrimerías del verano”, al igual que en las primeras semanas del otoño, cuando las aguas del Mediterráneo están muy cálidas, “del orden de los 26 o 27ºC”.

Las temperaturas de esos tres días descenderán por la presencia de esa lengua de aire frío en altura, lo cual acabará notándose en la superficie, de manera que los termómetros reflejarán entre seis y ochos grados menos en muchas zonas respecto de lo que marcarán este fin de semana. Por ejemplo, Madrid pasará de 34 grados el sábado a 26 el martes. “Las DANA en agosto se encuentran con un calentamiento diurno que favorece la convección especialmente en el interior, al Mediterráneo no le ha dado tiempo a enfriarse y las humedades ambientales en capas bajas son altas favoreciendo el desarrollo de potentes nubes de tormenta”, concluye Francisco Martín.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs