Actualidad

Klipsch True Home: el cine también se vive en casa

La combinación de una elegante barra de sonido y un subwoofer inalámbrico proporcionan una experiencia sonora única de gran calidad sin salir del salón.

La oferta de contenidos audiovisuales ha crecido en los últimos años con la llegada de nuevas plataformas, y cada vez hay más público ‘enganchado’ a series y películas que pueden ver en su casa en el momento deseado, solos o en compañía de amigos. Y para que la experiencia audiovisual sea completa hay que tener un buen equipo de altavoces junto al televisor, como los nuevos productos de la firma norteamericana Klipsch, dos barras (Bar 40 y 48) y el subwoofer Sorround 3.

Publicidad

El sistema de sonido 2.1 que propone Klipsch está compuesto por la elegante barra Bar 40, que puede ir situada al pie del televisor o sobre él colgada en la pared, alojando en su interior dos tweeter de 19 milímetros con sistema de dispersión Tractrix Horn y dos drivers de 3 pulgadas ovalados que se encargan de las frecuencias bajas. Tiene unas medidas compactas (101,4 x 7,3 x 8,6 centímetros) y se puede conectar al televisor mediante el puerto HDMI ARC o una entrada digital óptica, contando también con una entrada analógica de 3,5 milímetros y salida auxiliar para un segundo subwoofer. Tiene un precio recomendado de 399 euros, siendo compatible con Dolby Digital y Dolby Digital Plus. En unas semanas se pondrá a la venta el modelo Bar 40W con conexión por voz para aplicaciones como Alexa o Google Voice vía Wi-Fi.

Esta misma barra se ofrece también en un tamaño mayor (121,1 x 7,3 x 8,6 cm) para televisores más grandes, el modelo Bar 48, con una potencia de 440 W, que en su interior lleva un diseño cerrado de 3 drivers de 25,4 milímetros para agudos y 4 drivers de 76,2 milímetros para frecuencias medias que se encargan de emitir un sonido envolvente, con la posibilidad de añadir un subwoofer inalámbrico. Tiene un precio recomendado de 649 euros y puede decodificar pistas Dolby Digital, Dolby Digital Plus, DTS y DTS-HD, compatible con Bluetooth y con las mismas conexiones que el modelo anterior. A final de año también estará disponible el modelo Bar 48W con Wi-FI para conectarse a los asistentes por voz compatibles.

Publicidad

El equipo de cine en casa no está completo sin un buen subwoofer, en este caso el Klipsch Sorround 3, que, al ser inalámbrico puede colocarse en el lugar deseado para una auténtica experiencia de sonido envolvente. Tiene un precio de 299 euros.

Publicidad

Para televisores más grandes está Klipsch Bar 48, que tiene en su interior 3 drivers de 25 milímetros para agudos y 4 drivers de 76,2 milímetros para frecuencias medias.