Mil centros se adecúan con una incidencia «mínima» del coronavirus en el profesorado

El consejero de Educación recalca que el sistema funciona «con normalidad» aunque «con casos puntuales». Imbroda insiste en que es «inviable» bajar la ratio mientras varios municipios piden retrasar las clases

Las consignas, aunque volubles, empiezan a asimilarse por reiteración. El consejero de Educación y Deportes, Javier Imbroda, mantiene que «los niños están más seguros en las aulas que en sus casas» y hasta los propios profesores que más dudan de otro de los eslóganes institucionales más reiterados –el de la previsión desde mayo y que está «todo controlado»– dan por bueno este mensaje. El consejero subrayó que 959 centros educativos públicos andaluces realizan actuaciones de mejora en sus instalaciones para que las clases se puedan desarrollar en entornos seguros en base a las recomendaciones sanitarias por la Covid-19. La administración regional ha acometido 1.138 proyectos de 959 centros, en 410 municipios, destinados a institutos de Educación Secundaria, centros de enseñanzas de Régimen Especial –menos los conservatorios elementales de Música– y residencias escolares y añadió que esto «ayuda también a la reactivación económica local». Imbroda adelantó ayer que la incidencia de los contagios por coronavirus en los docentes de Andalucía ha sido «mínima». El sistema educativo, expuso, funciona «con normalidad», aunque con «casos puntuales».

La ministra Celáa instó ayer a las comunidades a que contraten más personal. Mientras la Comunidad de Madrid anunció un refuerzo de más de 10.000 profesores, Andalucía contará con «más de 6.500 docentes» para relajar el reparto de maestros por alumno. En ambos casos, se reconoce la dificultad para bajar la ratio. Madrid dice que es «complicado» y Andalucía directamente lo ve «inviable». «Una cosa es anunciarlo y otra hacerlo». En la realidad, por ejemplo en Infantil, los niños incluso formaran grupos burbuja de dos aulas juntas, si no en clase, sí en los baños compartidos y en los recreos. Desde la oposición, la líder del PSOE-A, Susana Díaz, denunció que no todos los colegios andaluces tendrán un profesor Covid de refuerzo y exigió la bajada de la ratio. Para Díaz, la Junta llega al inicio del curso escolar de forma «improvisada» y a «prisa y corriendo». Adelante lamentó la «irresponsabilidad» de Imbroda en la vuelta al cole. Vox acusó al consejero de «escudarse» en la inoperancia del Gobierno.

Las guarderías van con diez días de adelanto respecto a los colegios y cuentan con cuatro contagios de un total de 2.300 centro; y 23 casos en escuelas infantiles, de las 14.500 en las que se hicieron los test. Los datos son «mínimos», señaló. Imbroda, en cualquier caso, lanzó un aviso a navegantes: la ausencia a clase «tiene que estar justificada», con parte médico. En caso contrario, se activarán los «protocolos».

Municipios como Conil de la Frontera (Cádiz) o Loja (Granada) han solicitado a los Ministerio de Salud y Educación y las consejerías del ramo que estudien el retraso del inicio del curso. En el municipio granadino, en las dos últimas semanas la Consejería ha confirmado 43 contagios con pruebas PCR, de los que 23 nuevos positivos por Covid-19 se detectaron en un fin de semana.

Aguirre: «Los colegios son más seguros que los parques, bares y casas de los abuelos»
El consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, aseguró ayer que aunque la «seguridad 100% no existe», actualmente, «los colegios sean, posiblemente, más seguros que los parques, bares y casas de abuelos y titos».
Aguirre defendió la labor que se viene realizando desde su departamento y el de Educación para asegurar la vuelta al colegio y «a día de hoy está todo protocolizado». «La educación presencial para nosotros es básica, los maestros no pueden ser sustituidos por pantallas de ordenador», remarcó, de ahí todo el trabajo que se complementa con «el abastecimiento de mascarillas o gel hidroalcohólico a los centros».
Además, «tenemos protocolos para asegurar distanciamientos, medidas de seguridad, así como para saber qué hacer cuando haya un positivo en un centro, a quién tiene que llamar, cómo tenemos que hablarlo o cómo hacer la trazabilidad a través de los rastreadores».
El consejero señaló que «seguridad al 100% no la hay en ningún sitio; ahora nosotros estamos apostando por colegios seguros, por los centros sean lo más seguros posibles y, seguramente, ahora mismo sean mucho más seguro que el parque, el bar, la casa los abuelos o de los titos o la celebración del bautizo a la que irá mañana». Aguirre recalcó que si se presenta algún problema «aquí estarán la Consejería de Salud y la Consejería de Educación dando solución al problema que se presente».
Con respecto a los test a los docentes Aguirre señaló que se han realizado 72.792 a profesores y personal de servicios de Educación (el 50% del total), de los que han salido IGM positivos 114 a los que se le han practicado las pruebas PCR para confirmar.