Piden recuperar la ‘Venta de los Gatos’ como centro cultural en Sevilla

Se cumplen 185 años del nacimiento de Bécquer y el edificio que le inspiró está abandonado

Venta Los Gatos en la Macarena
Venta Los Gatos en la MacarenaAníbal GonzálezLa Razon

La presidenta de la asociación «Con los Bécquer en Sevilla», Pilar Alcalá, reivindicó la importancia de recuperar la ‘Venta de los Gatos’, en el que el poeta sevillano, del que se cumplen 185 años de su nacimiento, se inspiró para escribir la narración que lleva el nombre del edificio.

En declaraciones a Efe ante la propia venta, que sigue en pie aunque muy deteriorada en la avenida Sánchez Pizjuán de la capital andaluza, Alcalá recordó que el establecimiento «inspiró una narración muy hermosa, que en realidad era una evocación de la ciudad, la que Gustavo recorrió antes de irse a Madrid con ansias de triunfar».

Aclaró que se trata de una narración, «no una leyenda como se dice erróneamente, ya que él es protagonista en primera persona», recordando que cuenta la historia de «amor y muerte» en torno a una joven que vivía en la venta que conoció camino de Madrid y que, a la vuelta diez años después, había fallecido, «igual que todo estaba triste y deteriorado en torno a la venta».

Publicada en 1862, 159 años después «la venta está en manos privadas, y hemos intentando y seguimos haciéndolo, que el Ayuntamiento la asuma como un edificio más de la ciudad, igual que en su día adquirió la casa de Luis Cernuda, en la calle Acetres, porque no queremos que se pierda igual que se perdió la casa natal de Vicente Aleixandre».

Así, lamentó que hasta el momento no ha sido posible recuperarla, «e incluso se puso a la venta y se rumoreó que se iba a convertir en un bazar chino, pero hoy día el cartel sigue colgado y no se ha vendido».

Con todo, «sería un acierto adquirirla, y que se convirtiese en un centro cívico y cultural para el barrio, con un espacio dedicado a Bécquer, con lo que incluso la zona ganaría en un estadio cultural». En torno a la venta ha crecido la barriada de ‘Las Golondrinas’, con calles y plazoletas dedicada al poeta y su obra, e incluso un busto en una rotonda que fue inaugurado en mayo de 1973, justo en un lateral del edificio que se quiere recuperar.