Valladolid impulsa un novedoso plan de conciliación y corresponsabilidad

El alcalde Óscar Puente destaca que con ello se pretende promover cambios en el reparto tradicional de las tareas domésticas

El Ayuntamiento de Valladolid ha presentado su primer Plan Municipal de Conciliación y Corresponsabilidad, pionero en esta materia en Castilla y León, que tiene por objetivo transformar los valores que generan las desigualdades de género mediante el fomento de estas dos acciones.

El alcalde, Óscar Puente, ha detallado en la presentación del plan que pretende promover cambios en el reparto tradicional de las tareas domésticas, procurar que los tiempos dedicados al trabajo se distribuyan de manera más igualitaria e impulsar medidas y recursos comunitarios dedicados a la atención de personas dependientes.

”Si aspiramos a que la conciliación produzca los efectos prácticos que de ella se espera, mujeres y hombres deben tener pareja responsabilidad en esas tareas”, ha manifestado el regidor en referencia a las labores domésticas, el cuidado y educación de los hijos y la atención a personas dependientes de la unidad familiar.

Ha destacado que es necesaria la implicación “equilibrada” para lograr que “unas y otros compartan protagonismo en las esferas privadas y públicas”.Ha reseñado que la corresponsabilidad apela sobre todo a los hombres, “usualmente más volcados en su parcela laboral” por lo que “obvian el rol que deberían asumir” en tareas domésticas y de atención.

El plan trabaja en cuatro ejes:

  • desarrollar acciones de sensibilización a la ciudadanía:
  • promocionar servicios de atención y cuidado de menores y colectivos de personas dependientes
  • definir medidas para reorganizar tiempos de trabajo
  • fomentar el compromiso con la conciliación responsable.

La concejala de Educación, Infancia, Juventud e Igualdad, Victoria Soto, ha señalado que es un proyecto “vivo” que ha contado con las aportaciones de CCOO, UGT, Foro Feminista y el Consejo Local de Juventud, y ha deseado “concienciar a la patronal” para que tome medidas en este aspecto.

Ha enumerado entre las actuaciones del plan, que cuenta con un primer presupuesto de 40.000 euros, la sensibilización de los empleados municipales, ciudadanía, alumnado, AMPAS y personal educativo, y la elaboración de una guía municipal de recursos para la conciliación.

También la difusión de buenas prácticas a las empresas o la inclusión de cláusulas sociales que primen la contratación pública municipal y concesión de subvenciones a las empresas que incluyan mejoras en relación a la legislación existente en estos áreas.

Otras medidas pasan por implantar sistemas organizativos en la plantilla municipal, revisar materiales lúdicos y didácticos en las bibliotecas evitando roles sexistas, analizar la demanda de espacios de lactancia, ampliar horarios en escuelas infantiles y realizar talleres de ocio para personas mayores con programaciones intergeneracionales.

Además, potenciar actividades de conciliación en familia, elaborar un Plan para la Gestión del Tiempo, fortalecer y ampliar servicios telemáticos y electrónicos municipales, y editar materiales divulgativos.