La Junta reconoce las propuestas “seguras y sensatas” de los alcaldes de Castilla y León

El vicepresidente Francisco Igea afirma que la ciudadanía y sus representantes han permitido bajar la incidencia acumulada de la Covid-19

Ángeles Armisén, Laura Lombraña, Francisco Igea, Mario Simón y Carlota Amigo, entre otros, visitan la Feria de Artesanía de Palencia
Ángeles Armisén, Laura Lombraña, Francisco Igea, Mario Simón y Carlota Amigo, entre otros, visitan la Feria de Artesanía de PalenciaBrágimo/Ical

«A la altura de las circunstancias». Así ha calificado el vicepresidente de la Junta, Francisco Igea, el comportamiento de la ciudadanía y, en especial de los alcaldes de los cientos de municipios de Castilla y León, que «se han comportado de manera» muy razonable, de la mano de propuesta «seguras, sensatas y con medidas de seguridad y actividades al aire libre». Unas declaraciones que realizaba durante su visita a la XXI Feria de Artesanía de Palencia.

«Está siendo un verano diferente, pero todos estamos a la altura», ha afirmado allí y ha reconocido «el crecimiento» del virus, aunque se está logrando «contener» gracias a una «buena estrategia», tras lo que Igea ha lanzado un llamamiento a los alcaldes para «seguir en la misma línea que nos permita convivir, pero con seguridad».

«Nos jugamos la vida de mucha gente y la posibilidad de tener que tomar medidas que hagan más daño a la economía», ha recordado para justificar que «es un asunto de todos» e insistir en la necesidad de no lanzar un mensaje que invite «al optimismo y a la relajación».

El vicepresidente de la Junta de Castilla y León ha puesto como ejemplo las medidas adoptadas por el Ayuntamiento de Palencia para desarrollar el programa «Palencia Querida» en lugar de las tradicionales Fiestas de San Antolín.

Sus primeros actos han sido precisamente la apertura de la Feria del Libro y la Feria de Artesanía, a la que se ha referido Igea para destacarla como «esencial en la política demográfica» de la comunidad por su papel en el asentamiento de población. «Debemos trabajar para que siga siendo un motor de empleo y de desarrollar y potenciar su actividad para unirla también al turismo», ha señalado.

Junto con la consejera de Empleo e Industria, Carlos Amigo, ha anunciado la inminente aprobación de una subvención de 111.000 euros que servirá para financiar iniciativas de formación y promoción que contribuyan a impulsar a este sector.

La ayuda se dirigirá a la Federación de Organizaciones Artesanas de Castilla y León (Foacal), que desarrollará tres programas, de carácter divulgativo el primero consistente en la elaboración de una producción audiovisual, la reedición del ciclo «Únicos» y la financiación de un plan de formación.

El sector presenta una fuerte vinculación con el medio rural, ya que alrededor del 60 por ciento de los talleres registrados se ubican en los pueblos–, tiene una elevada presencia femenina –puesto que el 46 por ciento de los artesanos registrados son mujeres– y es un soporte básico para otras muchas actividades.