Objetivo: que el reto demográfico cuente en los fondos europeos

El presidente Fernández Mañueco invita a la oposición a pactar una posición de Comunidad sobre este asunto para trasladarla en la Conferencia de Presidentes autonómicos del día 26

El próximo 26 de octubre se celebrará una nueva Conferencia de Presidentes que contará con la presencia de Ursula Von der Leyen, presidenta de la Comisión Europea. Un encuentro en el que se hablará y mucho de los futuros fondos europeos que recibirá España para la lucha contra la Covid, y de cuyos criterios de reparto están muy pendientes todas las Comunidades Autónomas.

Castilla y León trabaja para conseguir que uno de estos criterios sea el reto demográfico y para ello el presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, invitaba ayer a los grupos parlamentarios a reunirse e intentar consensuar una posición de Comunidad en materia demográfica para que pueda debatirse después en esta Conferencia.

Lo hacía este martes durante su respuesta a una pregunta en el Pleno de las Cortes del portavoz socialista, Luis Tudanca, sobre despoblación, quien echaba en cara a la Junta su «fracaso» en las políticas que ha puesto en marcha en los últimos diez años a través de la Agenda de la Población, donde la Comunidad ha perdido 146.000 habitantes, así como que las proyecciones del INE para dentro de quince años revelen que Castilla y León perderá uno de cada diez habitantes de España.

Fernández Mañueco contestaba al líder socialista que la despoblación es la prioridad de su acción de Gobierno y que todas las iniciativas que se ponen en marcha llevan el «sello demográfico». Además, insistía en que este problema no es solo de Castilla y León sino que afecta a España y a Europa, y por ello, pese al «jarro de agua fría» que ha supuesto el Consejo de Polítca Fiscal y Financiera del pasado lunes, apelaba al «complemento» de las políticas del Gobierno de España y a los fondos europeos que están por llegar.

El presidente recordaba a Tudanca que hay regiones gobernads por el PSOE, como Extremnadura, Castilla-la Mancha o Aragón con los mismos problemas demográficos que Castilla y León, y por ello insistía en la necesidad de que en este asunto de la despoblación haya un pacto de Estado.

Antes, el portavoz del PSOE había relacioando la pédida poblacional de la Comunidad en los «recortes» y «merma» de la calidad de los servicios públicos, y le recordaba el caso de Sonia, la mujer burgalesa que murió en agosto de cáncer tras meses sin ser atendida presencialmente por un médico. Fernández Mañueco afeaba a Tudanca que usara el «dolor humano» para hecer política pero también que «hable mal» de Castilla y León, de los servicios públicos, de sus profesionales o de la calidad de vida en el medio rural.

«Esto no es Madrid»

La sesión de control al Gobierno regional contaba esta vez con una pregunta al presidente del portavoz de Vox, Jesús García-Conde, quien afeó en su intervención a Fernández Mañueco que en el pasado Consejo Interterritorial de Salud, donde se decidieron los nuevos criterios para los confinamientos de ciudades, se posicionara en contra de otras Comunidades gobernadas por el PP, como Madrid.

Al respecto, el presidente defendía la decisión tomada por la consejera Verónica Casado en este Consejo «por coherencia y por la salud de los ciudadanos». «Castilla y León no es Madrid», decía Fernández Mañueco, mientras insistía en que su Gobierno trabaja sin descanso para proteger a las personas y dar seguridad sanitaria y económica.

Corredor Atlántico

Por otra parte, y a la petición que hacía el portavoz del Grupo Parlamentario Ciudadanos, David Castaño, al presidente de la Junta sobre la necesidad de poner en marcha una oficina de coordinación entre el sector privado, Junta de Castilla y León, Gobierno de España y Unión Europea sobre el Corredor Atlántico, Fernández Mañueco, respondía que lo analizará.

Si bien, apuntaba también que su Gobierno ya está ejecutando los proyectos que son de su responsabilidad conforme a los plazos establecidos a través de su estrategia logística con actuaciones como los ramales de Villadangos del Páramo (León), el centro logístico de Benavente (Zamora) o las infraestructuras en el Plan Territorial de Fomento de Ávila.