La curva “in crescendo” se consolida en Cataluña: el riesgo de rebrote crece cien puntos en una semana, hasta 338

Aumentan los ingresos por covid, hay 984 enfermos ingresados y 172 personas en la UCI. La edad de los enfermos grave baja y Salud anuncia nuevas restricciones a partir del viernes

Hace dos semanas, el secretario de Salud Pública, Josep Maria Argimon, avisaba de que en los próximos días, las gráficas de índice de riesgo de rebrote y velocidad de contagio se comportarían como una serpiente, subirían y bajarían. Lo decía desde la prudencia, admitiendo que no es muy amigo de hacer pronósticos. Porque como avisa el diccionario de la Real Academia de la Lengua Española (RAE), un pronóstico es “un juicio que forma un médico respecto a los cambios que pueden sobrevenir durante el curso de una enfermedad por los síntomas que la han precedido y la acompañan”. En otra acepción, también apunta que es “una señal por donde se conjetura o adivina el futuro”. Pues bien, su pronóstico no se ha cumplido. Con los datos de hoy, el secretario general de Salut, Marc Ramentol, confirma ya que la curva “in crescendo” del riesgo de rebrote se consolida en Cataluña. En una semana ha crecido cien puntos. Actualmente, se sitúa en 338 puntos, tres más que hace 24 horas, cuando se superó los 300. El límite de referencia de la Organización Mundial de la Salud para dar la epidemia como controlada es de 100.

La idea inicial del departamento de Salud era no sobrepasar el riesgo de rebrote de 240, el pico anterior a la actual escalada, que tuvo lugar el pasado 21 de septiembre. ¿Qué ha pasado? En una entrevista en Rac1, Ramentol no tiene una respuesta certera, pero señala que ha habido relajación por parte de los ciudadanos que llevan ya ocho meses conviviendo con medidas restrictivas. Los indicadores sirven para tomar decisiones sobre medidas para controlar el virus. Y con los números actuales, el Govern prepara medidas restrictivas. “No habrá ningún confinamiento perimetral. Tampoco en los 15 municipios del Vallès Occidental, donde mañana entrarán en vigor las restricciones que se vienen aplicando en los territorios donde la pandemia se descontrola”, ha dicho Ramentol, “porque estamos en el inicio de la segunda ola”. “Pero tomaremos medidas contundentes que implicarán sacrificar la vida social durante los próximos quince días, para evitar que el virus se descontrole”, ha avisado. Estas medidas se decidirán el jueves, tras acordarlas con los sectores implicados -restauración, hostelaría, servicios sociales...- y entrarían en vigor el viernes.

La velocidad de contagio está a 1,33, esto significa que cada infectado contagia a 1,33 de media o que cada 100 infectados contagian a 133, para entenderlo mejor. La incidencia acumulada de casos diagnosticados en los últimos 14 días es de 211 casos por cada 100.000 habitantes. En Madrid es de 540 casos por cada 100.000 habitantes. Pero si no se toman medidas, las autoridades sanitarias alertan de que en dos semanas, Cataluña puede ser el nuevo Madrid. “Si no frenamos ahora los contagios, nos encontraremos en la misma situación que en la primera oleada. Hay que reducir la movilidad y la socialización, para evitar medidas más duras”, ha dicho el jefe de Epidemiología del Hospital Clínic, Antoni Trilla, esta mañana en una entrevista en la televisión pública catalana. El departamento de Salud ha notificado hoy 1.280 casos nuevos. Desde marzo, se han detectado 187.574 positivos.

Más ingresos hospitalarios, enfermos graves más jóvenes

Aunque los datos que más preocupan es la repercusión en los hospitales. Hay 984 pacientes ingresados, 111 más que el domingo y 172 personas en la UCI. En las últimas 48 horas, 21 de personas ha ingresado en la UCI. La doctora Carol García-Vidal, experta en enfermedades infecciosas del Hospital Clínic, alertaba este fin de semana a través de su cuenta de twitter de que “en tres días ha habido un gran aumento de ingresos y de casos graves en el Hospital Clínic”.

El incremento de los casos se traduce en una reducción de la edad media de los pacientes de coronavirus. En las unidades de cuidados intensivos vuelve a haber pacientes con apenas 50 años.

El informe de hoy reporta 14 fallecidos, la pandemia se ha cobrado ya 13.513 víctimas mortales.

Riesgo de rebrote desorbitado en Les Garrigues y Osona

Por comarcas, las que presentan un mayor riesgo de extensión de la epidemia (EPG) son: les Garrigues (1.752,1), Osona (956,8), la Segarra (894,5), la Terra Alta (632,5), la Conca de Barberà (616,2), el Baix Ebre (553,6), el Ripollès (454,2), el Gironès (436,9), el Priorat (419,1), la Cerdanya (417,6), y el Alt Urgell (412).

La comarca del Barcelonès presenta hoy un índice EPG de 390,8 y una tasa de reproducción del virus (Rt) de 1,37.

En cuanto a los municipios, los que están hoy en mayor riesgo de rebrote de COVID-19 son: Manlleu (1.568,2), Les Franqueses del Vallès (943,2), Salt (784,6), Molins de Rei (779,2), Figueres (740,9), Martorell (699,6), Puigcerdà (640,3), Salou (616,5), Mollet del Vallès (606,9), Granollers (586,7), Sant Andreu de la Barca (582,1), Banyoles (561,2), Mataró (553,7), Premià de Mar (498,3), Canovelles (497,7), Montcada i Reixac (489,1), Sant Adrià de Besòs (465,2), L’Hospitalet de Llobregat (434,2), Manresa (443,1), Girona (425,8), Badalona (425,2) y Reus (408,8).

En la ciudad de Barcelona el índice EPG de riesgo de rebrote es de 372,8, con una velocidad de transmisión del virus (Rt) de 1,44.