Los restauradores catalanes piden reabrir sus negocios y ponen a Madrid como ejemplo

Reclaman abrir las terrazas sin límite de aforo y los interiores de los locales al 50%

Los bares y restaurantes catalanes llevan casi un mes cerradosEnric FontcubertaEFE

El Gremio de Restauración de Barcelona reclama volver a abrir los bares y restaurantes a partir de este viernes, 13 de noviembre. Ante la falta de respuesta por parte de la Generalitat, ayer reunió a los principales chefs catalanes como medida de presión. Así, según anunciaron, su intención es volver a recibir clientes, tanto en el interior como en el exterior de los locales, y sin limitación de aforo en las terrazas. El Gremio confía que el Procicat dé su visto bueno en la reunión de esta semana.

«Las medidas (restricciones) no estarán ningún día más de lo necesario». Con estas palabras, la portavoz de la Generalitat, Meritxell Budó, mostró ayer voluntad del Govern de permitir la reapertura de aquellos sectores económicos cerrados -bares, restaurantes, centros de belleza o gimnasios- de forma lo más inmediata posible, aunque también dejó alaro que las decisiones se tomarán en función de lo que recomienden las autoridades sanitarias. Budó ha explicado que entre mañana y el viernes se dará a conocer si se prorrogan las restricciones o se empiezan a flexibilizar. En este sentido, después de que el lunes la conselleria de Salud, en manos de Esquerra, apostara por mantener 15 días más todas las restricciones, hoy Budó (JxCat) quiso dejar claro que todavía no le consta que la decisión esté tomada. La decisión la tomará el Procicat en función de lo que recomienden las autoridades sanitarias. Lo cierto es que aquí también se vuelven a manifestar las diferencias entre socios de gobierno: mientras JxCat es más favorables a la reapertura de bares y restaurantes, Esquerra es mucho más conservadora y prefiere evitar riesgos.

Madrid

Los restauradores, a su vez, apuestan por un modelo similar al de Madrid, una comunidad en la que, a pesar de la evolución de la pandemia y las restricciones, no se han cerrado los bares y restaurantes. El sector, por ello, denuncia que se están dejando establecimientos «en situación de asfixia financiera y con la imposibilidad de poder salir adelante». El presidente del gremio, Roger Pallarols, reclamó a la Generalitat una «rectificación inmediata».

El Gremio, en concreto, proponen al Govern reabrir los bares y los restaurantes con un aforo interior del 50% y respetando una distancia de 1,5 metros entre comensales de mesas diferentes. También defienden que las terrazas no tengan restricción de capacidad ampliando la separación entre mesas, y plantea fijar un control de temperatura e higiene de manos al llegar al local. Además, piden que se permita el consumo en la barra si se usan sillas altas, abrir hasta las 23.00 horas, y llevar un registro de clientes en estos locales, ahora cerrados como medida frente al Covid-19.

Con los locales cerrados por las restricciones de la segunda ola de la pandemia, el gremio ha reunido hasta una veintena de chefs de renombre, entre ellos, Joan Roca, Carme Ruscalleda, Ada Parellada o Ferran Adrià, en el Hotel Majestic para buscar soluciones y volver a abrir. Pallarols lo calificó de «reunión histórica», con la que quieren dar un «grito unánime y contundente» para denunciar lo que califican de «un acoso y señalamiento intolerable» en el sector de la restauración.

Para el chef Ferran Adrià, el encuentro fue «muy positivo» porque «por primera vez diferentes tipos de hostelería nos hemos juntado». Adrià advirtió de que, si no pueden abrir viernes, «será un drama». En esta misma línea, la chef Carme Ruscalleda aseguró que «no nos queremos hundir, estamos tocados del primer confinamiento», por lo que reclamó «encontrar este entendimiento» para poder reabrir. «Yo no quiero recibir ayudas, sino que nos dejen trabajar», dijo la también la chef Ada Parellada. Por su parte, el chef Joan Roca considera que «hay formas de poder abrir con seguridad y mantener al sector activo» y apuesta por incorporar representantes del Departamento de Economía en las reuniones del Procicat