El sindicato de docentes convoca una huelga el 10 de diciembre contra el adelanto de las oposiciones

El STEPV considera que esta “decisión unilateral” altera gravemente la organización del curso e introduce un elemento más de estrés en el sistema educativo valenciano

El Sindicat de Treballadors de l’Ensenyament (STEPV) ha convocado una huelga el próximo 10 de diciembre ante el anuncio por parte de la Conselleria de Educación del adelanto de las oposiciones a Secundaria, Formación Profesional, enseñanzas artísticas y la Escuela Oficial de Idiomas al mes de mayo, en “plena pandemia”.

El STEPV considera que “esta decisión unilateral altera gravemente la organización del curso e introduce un elemento más de estrés en el sistema educativo valenciano”, y además “rompe el consenso e introduce una decisión inexplicable en tiempo de pandemia en la línea contraria”.

El sindicato lamenta asimismo que esta medida afectará a la enseñanza pública ya que verá alterada su organización “en el curso más complejo de la historia reciente”.

“La celebración de oposiciones en este contexto interfiere de manera importante en el desarrollo de la actividad docente y lectiva, puesto que una parte muy importante del profesorado está implicado” en las mismas, advierte, y también afecta la organización de los centros que acogerán estas pruebas.

“Y todo esto en medio de una situación complicada, a final de curso y con toda la atención necesaria para finalizar y evaluar un curso con continúas paradas por los contagios, atención presencial y telemática, o la organización por ámbitos”, advierten desde el sindicato.

Según el STEPV, en estos momentos más de quince mil personas trabajan como interinas de los cuerpos convocados que tendrán que decidir si “atienen prioritariamente las tareas con su alumnado y las familias o se dedican preferentemente a preparar unas oposiciones en que se juegan su trabajo”.

Además, advierte, más de 4.000 profesores funcionarios de carrera (entre titulares y suplentes) tendrán que dedicar su tiempo, además de las tareas propias de final de curso, a hacer pruebas, reunirse para tomar decisiones y para corregir exámenes.

En total, alrededor de 20.000 personas de los cuerpos de secundaria y de régimen especial, es decir, alrededor del 50 % de la plantilla y, en muchos centros y especialidades, mucho más del 50 %, señalan desde el STEPV.

Ante esta perspectiva, el Consejo Nacional del STEPV, reunido ayer sábado, acordó convocar huelga el 10 de diciembre en los cuerpos afectados por las oposiciones, es decir, al profesorado de Secundaria y Bachillerato, de Formación Profesional, de las enseñanzas artísticas profesionales y superiores y de las escuelas oficiales de idiomas.

También se acordó instar al profesorado del cuerpo de maestros a mostrar también su rechazo a esta convocatoria, participando de la campaña que ha iniciado recientemente el sindicato en las redes sociales y con la firma de un manifiesto que se puede encontrar en este enlace.

STEPV pide por último a la Conselleria que retire la decisión de convocar este curso las oposiciones y “centrar todo el esfuerzo al trabajar para sacar este curso tan complicado adelante, garantizando las mejores condiciones porque el profesorado pueda centrar toda su atención y trabajo en el alumnado”.

Por otro lado, advierte de que todavía no se han resuelto “las posibles modificaciones legislativas para solucionar la situación de fraude de ley en que se encuentra el profesorado interino, hecho que también aconseja esperar antes de convocar oposiciones”.