El teletrabajo se afianza en la Comunidad Valenciana y crece un 25 por ciento en un año

El 12,4 por ciento de los ocupados valencianos trabaja, al menos de forma ocasional, desde casa

El teletrabajo se afianza en la Comunidad Valenciana
El teletrabajo se afianza en la Comunidad Valenciana FOTO: ALDRO ENERGÍA ALDRO ENERGÍA

El 14 de marzo de 2020 se decretó por primera vez durante la pandemia de la Covid-19 el estado de alarma en España, y con él, se impuso el teletrabajo por necesidad, ya que no se podía acudir al lugar de trabajo, a no ser que se tratara de un servicio esencial. Dos años después, ¿qué ha quedado de todo aquello? ¿el teletrabajo se ha instalado en el mercado de trabajo valenciano?

A la vista de los datos del monitor de Adecco, sí, sin duda el teletrabajo es un componente más del empleo en la región. En la Comunidad Valenciana hay 262.800 personas que trabajan, al menos ocasionalmente desde su hogar, una cifra que es un 24,7 por ciento más alta que la del año pasado por estas mismas fechas y que supone el segundo mayor incremento autonómico (son 52.100 teletrabajadores más).

Actualmente el 12,4 por ciento de los ocupados valencianos trabaja, al menos ocasionalmente, desde casa, y es el quinto registro más alto del conjunto autonómico. Sin embargo, el comportamiento del teletrabajo en la Comunidad Valenciana no se ha repetido a nivel nacional, donde el número de empleados con esta opción ha bajado un cuatro por ciento durante el último año y la proporción de teletrabajadores se sitúa en un 14,4 por ciento del total de ocupados (su dato más bajo en cinco trimestres).

Consolidación en la región

Este nuevo avance consolida la penetración del teletrabajo en la Comunidad Valenciana. El 12,4 por ciento de teletrabajadores que hay ahora, aunque supone un retroceso con relación al 13,5 por ciento que se alcanzó en el primer trimestre de 2021, supera con holgura, por ejemplo, el 8,5 por ciento que había al final de 2019 y al 8,2 por ciento que se registró al final de 2016, cuando el teletrabajo era algo absolutamente residual.

Por otro lado, según estos mismo datos, en los últimos doce meses el empleo de la jornada parcial ha caído con fuerza en la región mientras que el de tiempo completo ha crecido notablemente: se han perdido 19.400 puestos de media jornada (-5,7 por ciento) mientras que la cantidad de ocupados a tiempo completo se ha incrementado en 101.300 personas (+6%).

Ahora el 15,6 por ciento de los ocupados trabaja a tiempo parcial en la Comunidad Valenciana (-0,5 puntos porcentuales), el dato más bajo para la autonomía desde 2009. Aun así, es la segunda mayor proporción del conjunto de autonomías.

Sobre la conflictividad laboral, la Comunidad es parte de la tendencia general, y ha visto cómo esta ha aumentado con el retorno a la actividad «normal». Y presenta un fuerte incremento en su número de huelguistas: 435 por ciento interanual (el segundo mayor incremento autonómico), para quedar en 14,5 participantes en huelgas cada 10.000 ocupados.