Cultura

Cine

Christopher Nolan, o cómo recrear una explosión nuclear sin efectos especiales

El cineasta asegura que su próxima película, “Oppenheimer”, que se estrenará a lo largo de 2023, es “de inmenso alcance y escala”

Imagen cedida por Universal Pictures en la que aparece Cillian Murphy interpretando a Robert Oppenheimer
Imagen cedida por Universal Pictures en la que aparece Cillian Murphy interpretando a Robert Oppenheimer larazon AP

Christopher Nolan es un director al que le gustan los desafíos. A nivel visual, sus proyectos siempre se han mostrado innovadores y ambiciosos, así como esconden tras de sí un trabajo de experimentación y planificación dignos de ser reconocidos. Así lo demuestra en “Origen” (2010) y “Tenet” (2020), pero si figura en esta lista un caso llamativo es el de la película que Nolan tiene entre manos: “Oppenheimer”. Las expectativas hacia esta cinta no hacen más que aumentar. Cillian Murphy (”Peaky Blinders”) la protagoniza, junto a Emily Blunt, Matt Damon, Florence Pugh o Rami Malek, entre otros nombres reconocidos, y su estreno tendrá lugar a lo largo de 2023. Una película que narrará la historia de quien le da nombre: Robert Oppenheimer, físico estadounidense que creó la bomba atómica. Y, para narrarlo, aunque demos por hecho que los efectos visuales puedan ser fundamentales, lo novedoso es que Nolan ha logrado recrear la primera explosión nuclear en el cine sin CGI.

Las siglas de Computer Generated Imagery (CGI), corresponden en español a Imágenes Generadas por Ordenador. Son una subcategoría de los efectos especiales, y se utilizan para crear escenas e imágenes mediante un software informático. Es decir, a través de gráficos creados por ordenadores, sea en 2D o 3D, son capaces de producir imágenes digitales. Una tecnología, por tanto, bastante utilizada en el cine, desde películas como “Toy Story” hasta otras como “Avengers: Endgame”. Es por ello que Nolan ha afrontado un gran reto al no utilizar esta herramienta para una película que, aparentemente, sí la necesitaría.

Robert Oppenheimer, creador de la bomba atómica
Robert Oppenheimer, creador de la bomba atómica archivo

En una entrevista a “Total Film”, el director de “Interstellar” (2014) ha explicado “el gran desafío” de representar una explosión nuclear -proceso al que ha nombrado “Trinity”- y que ha supuesto su nuevo gran reto a nivel visual. “Recrear la prueba Trinity sin utilizar gráficos por ordenador fue un gran desafío. Andrew Jackson, mi supervisor de efectos visuales, estuvo estudiando desde el principio cómo podíamos hacer muchos de los elementos visuales de la película de forma práctica. Desde representar la dinámica cuántica y la física cuántica hasta recrear la propia prueba Trinity”.

Inmenso alcance

De esta manera, especifica Nolan cómo ya el escenario de la cinta, los Álamos, en una meseta de Nuevo México, presentaba dificultades: “Las condiciones meteorológicas eran extraordinarias, muchas de las cuales eran necesarias para la película, pero hubo enormes retos prácticos. Y uno de los más desafiantes que he afrontado por su envergadura y por la amplitud de la historia de ‘Oppenheimer’, que es de inmenso alcance y escala. Había retos logísticos y prácticos, y pasará un tiempo antes de que hayamos terminado. Pero a medida que veo los resultados y voy montando la película, estoy encantado con lo que mi equipo ha sido capaz de conseguir”.

“Oppenheimer” es el primer proyecto que realiza Nolan tras romper con Warner Bros, así como el primero junto a Universal. Según publicaron medios estadounidenses al inicio del trabajo, este “biopic” sobre esta histórica figura ha partido con un presupuesto de 100 millones de dólares. Una cinta que se basa en lo narrado en el libro de Kai Bird y Martin J. Sherwin, titulado “American Prometheus: the triumph and tragedy of J. Robert Oppenheimer”.