Defensa «baby» en Moscú

El descanso de Sergio Ramos y la lesión de Marcelo dará la oportunidad a Vallejo, Odriozola o Reguilón ante el CSKA. Entre los tres suman un partido de experiencia en la Champions.

El descanso de Sergio Ramos y la lesión de Marcelo dará la oportunidad a Vallejo, Odriozola o Reguilón ante el CSKA. Entre los tres suman un partido de experiencia en la Champions.

Sergio Ramos ha jugado completos los nueve partidos oficiales del Real Madrid este curso. Desde la final de la Supercopa de Europa ante el Atlético en agosto, hasta el derbi frente al mismo rival del pasado sábado en el Bernabéu. 840 minutos, «ciento y pico más que el segundo», según las palabras de Lopetegui, que ha decidido que el sevillano se tome un respiro y, de paso, se ahorre uno de los viajes más largos que los blancos tienen por delante. «Es una decisión mía. Sus isquios lo van a agradecer el resto de la temporada», confirmaba Julen, convencido de que las lesiones y el resto de imprevistos se pueden afrontar con los «recursos» que tiene en su fondo de armario.

La ausencia del capitán esta noche ante el CSKA en el Luzhniki supone dos cosas principalmente. Por un lado, la capitanía de Benzema (tampoco está Marcelo), justo en un momento en el que al francés se le ha olvidado su gran comienzo de curso. Sin Cristiano Ronaldo, apareció el Karim más voraz, tan decidido dentro del área que encabezaba la clasificación de goleadores en La Liga junto a Messi. Hizo cuatro tantos en las tres primeras jornadas, para después perder un poco esa buena forma que había mostrado al tener todo el frente de ataque para él. Hoy llevará el brazalete en la segunda cita del año con la Liga de Campeones, un torneo donde el Real Madrid suele encontrar su refugio ante las dudas en otras competiciones. Ante la Roma firmó Lopetegui su mejor partido como madridista y tras los tropiezos en Sevilla y en el derbi, vuelve a la Champions.

Lo hará con una defensa inédita e inexperta, sea cual sea la solución que tenga preparada el técnico. Con Ramos en el sofá ante la televisión y Marcelo lesionado, Reguilón, Odriozola y Vallejo pueden tener su oportunidad en una competición en la que entre los tres suman un partido de experiencia: el que jugó la temporada pasada el ex central del Zaragoza ante la Juventus en el Bernabéu. Al menos uno de ellos tendrá que acompañar a Carvajal, Nacho y Varane, teóricos titulares fijos si Lopetegui no decide hacer alguna rotación más. «No sé con quién voy a jugar, llevo más de 60 partidos de Champions (63) y la experiencia es muy importante, nos lo exigen los rivales, pero los jugadores que tenemos son de calidad y están en esta plantilla porque confiamos en que van a responder a la exigencia de estos momentos», aseguraba Varane, un veterano a sus 25 años.

El francés vuelve hoy al estadio en el que ganó la Copa del Mundo con Francia este verano, un lugar al que va a llegar por fin Lopetegui, aunque no con la selección, como podía haber sucedido en el Mundial. Su salida inesperada del equipo nacional evitó que viajara a Moscú con España y ahora lo hace con el Real Madrid en busca de allanar el camino hacia octavos de final. «Sólo pienso en lo que nos ocupa, estoy centrado al cien por cien en esto», respondía después de dejar escapar una casi imperceptible sonrisa.

Sin Bale, el técnico podría volver a los cuatro centrocampistas, con Ceballos en la misma posición desde la que reactivó a los suyos en la segunda parte frente al Atlético. «Es un chico que nos gusta desde el principio, nos va a ayudar. Está respondiendo a la confianza de la mejor manera, jugando fantásticamente al fútbol. Podemos cambiar el esquema, pero siempre siendo protagonistas», recordaba Julen, que busca el gol perdido desde la última cita europea.