Cara a Cara: ¿Tiene que olvidarse Del Bosque de Diego Costa?

SÍ. ¿Depredadores con España? No, gracias

José Luis Sánchez

¡Precisamente tú, Alfredo! Precisamente tú. Defendiendo a Diego Costa, defendiendo lo indefendible. Tu defensa se basa en las palabras de Barry, pero las imágenes son concluyentes: Diego Costa revivió todos los fantasmas de Luis Suárez, Mike Tyson y esos grandes depredadores del deporte. Si alguien discute que el brasileño no sacó los colmillos a pasear es porque quiere cerrar filas para verle en la Eurocopa. Es un acto deplorable, antideportivo e injustificado porque no medió agresión o acción alguna para responder de tal manera. Nuestra querida España, Alfredo, sería más noticia en la Eurocopa por los ademanes del nacido en Lagarto que por sus goles, y lo sabes. Estás hipotecado por tus palabras de antes del Mundial de Brasil y, pase lo que pase, defenderás a Diego Costa. No te lo reprocho, pero te tiendo encantado una cuerda para que saltes con los que creemos que no mejora, en nada, los argumentos de España.

- Números en rojo

Sr. Duro, hablemos de números. Con la Selección, en diez partidos, un gol. Ha sido un fiasco, un fracaso, además de una hipoteca para otros delanteros que se merecieron, por sentimiento y rendimiento, vestir la camiseta española. Incluso si Diego Costa hubiera salido a gol por partido, sería cuestionable su convocatoria. ¿Imaginas una reacción así en la fase final? ¿En un cruce de cuartos? ¿En una prórroga de semifinales? Por desgracia, yo sí. A Del Bosque, su gran talante le impide descartarle, pero sus palabras en el pasado, sus decisiones con reacciones que consideraba antideportivas están ahí. Si Diego Costa va a Francia, será contra su pensamiento. Sabe, sabemos, que no debería estar entre los elegidos.

- Listas a la carta

¡Cómo puedes hablar de compromiso! Diego Costa aceptó la llamada de España cuando Scolari dijo que no estaría con Brasil en su Mundial. Ahí, empezó a correrle sangre española. ¿Y cuándo no acudió con la Selección porque estaba lesionado y dos días después jugó con el Chelsea? No entiendo esta defensa a ultranza de un tipo serio y un referente como tú. Vamos sobrados de delanteros: Morata, Alcacer o Aduriz están preparados. Es más, la injusticia cometida con el delantero del Athletic Club ha sido de época. Su puesto lo ocupó Diego Costa, sí, sin miramientos. ¿Cómo va la ecuación? ¿Valía el pasaporte, pero no el rendimiento? Aduriz, sí, y más que merecido. Diego Costa, no gracias. Ya está bien, ya os ha dejado retratados muchísimas veces, ¿también queréis que nos deje en evidencia en la Eurocopa de Francia? Piénsalo Alfredo, piénsalo.

NO. Es el mejor del Chelsea, no presiones a vicente

Alfredo Duro

Sabes igual que yo, José Luis, que Diego Costa no mordió a Barry. Lo sabes porque se aprecia perfectamente en las imágenes que, después del primer arreón entre ambos, retira su boca del cuello de su oponente y le dedica una inofensiva carantoña. A partir de aquí queda desvirtuada la teoría del mordisco y la campaña desatada por algunos que como tú pretendían convertir a Diego Costa en un alumno aventajado de Luis Suárez, el auténtico y genuino «Sr. Mordiscos». Por si quedaban dudas y ganas de seguir echando barro y lodo sobre el delantero del Chelsea, ha sido el propio Gareth Barry el que os ha arruinado la fiesta confesando que Diego no le mordió. No hay cadáver, no hay caso, no hay condena a muerte y, lo más importante, no puede haber esa ejecución pública de Diego Costa con la que te frotabas las manos. A Del Bosque tendréis que presionarle con otras historias.

- Un delantero muy útil

Cuando esta pasada semana se consumó la eliminación del Chelsea de la «Champions», la imagen de un jugador quedó a salvo de la catástrofe general. Ese jugador, que abandonó el césped ovacionado por sus aficionados cuando el PSG ya había dejado sentenciada la eliminatoria, no era otro que... ¡Diego Costa! Sí, el mismo Diego Costa al que tenéis bajado el pulgar sin posibilidad alguna de atender al rendimiento con su equipo. A diferencia de ti, querido José Luis, los aficionados «blues» no padecen ningún tipo de fobia hacia su delantero. Entre otras cosas porque es uno de los pocos ejemplos de entrega y compromiso en el Chelsea. Del Bosque, y esto es lo que de verdad interesa, debe guiarse única y exclusivamente por criterios futbolísticos y Diego, demostrado está, es un grandísimo delantero, útil para cualquier situación, y en especial para las variantes que son necesarias durante la Eurocopa.

- Contra Vicente

Lleváis meses y meses utilizando el nombre de Aduriz para justificar la salida de Diego Costa de la Selección. Del Bosque, el hombre al que de verdad pretendéis atacar y hacer daño con vuestros palos permanentes a Costa, te podrá dar mil conferencias tácticas para demostrar la compatibilidad de los dos en la lista de jugadores para la próxima Eurocopa a pesar de lo poco que a ti te puedan interesar. Tampoco te parecerá interesante que la expulsión de Diego Costa en la jugada con Gareth Barry sea la primera que recibe desde que llegó a la Premier League. La primera después de setenta partidos. ¡La primera! Búscate otras acusaciones, José Luis. Sin cadáver no hay muerte.