FCC apuesta por reducir deuda y crecer en medio ambiente y agua

La presidenta del grupo constructor y de servicios FCC, Esther Alcocer Koplowitz (d), durante su intervención en la Junta de Accionistas de FCC
La presidenta del grupo constructor y de servicios FCC, Esther Alcocer Koplowitz (d), durante su intervención en la Junta de Accionistas de FCC

El grupo constructor y de servicios FCC, participado por Esther Koplowitz y el empresario mexicano Carlos Slim, apuesta por reducir su deuda -objetivo al que liga la recuperación del dividendo- y por crecer en los negocios de agua y medio ambiente, informa Efe

FCC ha celebrado hoy su Junta General de Accionistas, la primera desde que Slim - que no ha asistido - se convirtió en accionista de referencia y la primera también que tiene lugar en Madrid y no en Barcelona, como era habitual. A partir de ahora, las juntas se celebrará alternativamente en las dos ciudades.

El consejero delegado de la constructora, Juan Béjar,ha subrayado que la reducción de la deuda será uno de los ejes del grupo y ha avanzado que se planteará la recuperación del dividendo cuando el endeudamiento esté por debajo de cuatro veces el beneficio bruto de explotación (EBITDA).

El primer ejecutivo de FCC ha fijado como objetivo básico abaratar la estructura financiera del grupo, lo que pasa -ha admitido- por hablar con los bancos.

En este punto, Béjar ha recordado que los costes financieros ascendieron el año pasado a 352 millones de euros.

Una de las vías para conseguir la reducción de la deuda -además de la generación de caja- continuará siendo la venta de activos en las áreas en las que el grupo es menos competitivo, según ha indicado su presidenta, Esther Alcocer Koplowitz,

Béjar añadido que la prevista venta de Globalvía al fondo malayo Khazanah se está ultimando y se concretará este mismo año, con lo que se cumplirá el objetivo de vender activos por importe de 2.200 millones en el horizonte 2015.

El consejero delegado ha explicado también que las inversiones de la compañía -unos 400 millones de euros al año- se deberán centrar, a partir de ahora, en los negocios de medio ambiente y agua, que ya suponen el 75 % del EBITDA de FCC.

Béjar ha incidido, además, en la reducción de costes, hasta superar los 200 millones de euros, y en el aumento de la rentabilidad del negocio de construcción internacional.

El consejero delegado ha terminado su intervención recalcando que "queda mucho por hacer".

En la misma línea, Esther Alcocer ha dicho que la empresa ha superado "el año más difícil de la crisis más dura"y ha señalado que ahora se abre un nuevo periodo en la historia de la constructora.

En esta nueva etapa jugará un papel fundamental Carlos Slim que, según la presidenta de FCC, es "un inmejorable compañero de viaje hacia la rentabilidad y el crecimiento".

Esther Alcocer ha recordado que en 2014 se produjeron dos hitos fundamentales, la refinanciación de la deuda y la mayor ampliación de capital de su historia, por importe de 1.000 millones de euros, en la que se dio entrada a Slim.

La Junta ha ratificado el nombramiento como consejeros del empresario mexicano y de tres de sus hombres de confianza: Juan Rodríguez Torres, Alejandro Aboumrad y Gerardo Kuri, que entraron en el consejo en enero.

Los accionistas han autorizado al consejo de administración a ampliar capital y a emitir títulos de deuda si el grupo lo considera necesario.

También se ha dado el visto bueno a la posibilidad de que los accionistas mexicanos de FCC desarrollen "actividades que supongan una competencia efectiva"con las que realiza la compañía.

Según el grupo, esta posibilidad generará sinergias con FCC, especialmente en América. EFECOM