Política

Irene Montero da positivo en coronavirus y pone al Gobierno en cuarentena

A última hora de la noche el Gobierno confirmó que al caso de la ministra de Igualdad se suma el de la titular de Política territorial. Son los dos únicos casos dentro del Ejecutivo tras realizarse todos ellos las pruebas

La epidemia del coronavirus acecha ya también al Gobierno. Después de los positivos más mediáticos en la política como el de la vicepresidenta segunda de la mesa, Ana Pastor, o el del secretario general de Vox, Javier Ortega Smith, hoy fuentes de Moncloa han confirmado que la ministra de Igualdad, Irene Montero, ha dado positivo por coronavirus y el vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, está en cuarentena.

El Gobierno ha asegurado que la titular de esta cartera se encuentra “en buen estado” y que según los protocolos establecidos, esta misma mañana todos los ministros del Ejecutivo se someterán a pruebas diagnósticas y los resultados “se conocerán a lo largo de la tarde y serán comunicados oficialmente”. Precisamente este mismo martes fue la última reunión del Consejo de Ministros, a la que acudieron todos los miembros del Ejecutivo y también se celebró en Moncloa una reunión interministerial sobre el coronavirus. Según las mismas fuentes, “desde hace días" se siguen protocolos preventivos en el complejo de la Moncloa y hoy acudirán a la reunión del Consejo de Ministros extraordinario "los miembros del Ejecutivo cuya presencia sea necesaria para la aprobación del plan de choque en respuesta al Covid-19”. El presidente del Gobierno, comparecerá esta mañana en rueda de prensa al finalizar la cita, y las preguntas de los periodistas tendrán lugar de manera telemática. Según informa Moncloa, a partir de ahora, las próximas reuniones previstas en la agenda del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, se realizarán de manera telemática. La primera de ellas será esta misma tarde en su cita con los agentes sociales, donde se consensuarán medidas económicas para paliar las consecuencias del coronavirus. .

El positivo en coronavirus de Irene Montero, obligará también a que todos los trabajadores del ministerio de Igualdad que hayan tenido relación directa con la ministra, como su equipo directo y funcionarios, deban guardar también cuarentena ante la posibilidad de contagiarse.

La última aparición pública de Irene Montero, fue el pasado domingo en la manifestación por el Día de la Mujer. La ministra encabezaba la pancarta morada de su partido. Una celebración que, en los últimos días, al igual que la cita de Vox en Vistalegre, fue muy criticada al haber reunido a más de 1.000 personas.

La propia ministra de igualdad ha confirmado a través de Twitter su positivo en coronavirus. Trata de mandar un mensaje de tranquilidad a los ciudadanos y asegura que permanecerá en casa durante este tiempo con su familia “y desarrollando mi trabajo por medios telemáticos hasta que lo indiquen las autoridades sanitarias”. Irene Montero recomienda también que “es fundamental que cada persona sigamos las instrucciones que dan en cada momento las autoridades sanitarias. Para cuidarnos y para cuidar a las vecinas y vecinos, especialmente a l@s más vulnerables”.

Por su parte, el vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, ha confirmado que “está bien” y a la espera de los resultados de la misma prueba. Explica que tanto él, como Irene y “los peques” se encuentran bien, y que “por indicación de las autoridades sanitarias” participará en el Consejo de Ministros a distancia. “Me quedaré en casa hasta saber el resultado de mi prueba”, ha explicado.

Ante este nuevo escenario, la comisión de Sanidad que iba a celebrarse esta tarde en el Congreso en la que iba a comparecer el ministro de Sanidad, Salvador Illa, se aplazará puesto que esta mañana se someterá, como el resto de ministros del Gobierno, a una prueba de coronavirus. Illa se ha puesto “a disposición de la presidenta de la Comisión, Rosa Romero”, para buscar otra fecha para su comparecencia “a la menor brevedad”. En la comparecencia, Illa iba a dar explicaciones por la gestión de la crisis sanitaria del Gobierno.