El autor de los disparos contra fotografías del Gobierno podría ser imputado por un delito de odio

Pertenecía al partido ultraderechista Movimiento Patriota Socialista

El autor de los disparos contra fotografías de miembros del Gobierno en una galería de tiro de Málaga podría ser imputado por delitos de odio, amenazas y contra Instituciones del Estado. La Guardia Civil entregará el lunes las diligencias en un juzgado de Málaga; en ellas, constan las declaraciones del autor de los disparos, con una escopeta Maverick de corredera, Francisco Borja Jurado Barrionuevo, así como la de las tres personas que kle acompañaban, una de las cuales grabó las imágeness; y del dueño de la galería. A todos ellos se les ha tomado declaración en la Comandancia de la Benemérita.

Según han informado a LA RAZÓN fuentes conocedoras del asunbto, Jurado Barrionuevo perteneció o pertenece a un partido de extrema derecha, Movimiento Patriota Socialista (MPS), fundado en 2008 y participó, en 2010, en una manifestación celebrada en Madrid en la que se le ve con una bomber y con casco.

Sus conocimientos de tiro le vienen de su pertenencia durante algunos años a la Legión. Su cuenta de twitter fue cerrada por los comentarios que hacía relacionados con su ideología.

De acuerdo con lo investigado, el tirados y sus amigos se reunieron, en un ambiente festivo y de esparcimiento tras el confinamiento, y no se les ocurrió otra cosa que organbizar el tiro al blanco con las fotografías de miembros del Gobierno y del parlamentario de Podemos Echenique.

Jurado Barrionuevo, que ha sido taxista, trabajaba en la actualidad como camionero y estaba de vacaciones.

Existe un precedente en actos de este tipo y fue el protagonizado por elementos proetarras en la localidad navarra de Etxarri Aranaz ala organizar el “Día del Inútil” y el “Tiro al Facha”, que consistía en el lanzamiento de objetos congtra fotografías de Su Majestad el rey, el presidente deel Gobiuerno, el dirigente de Vox y otros políticos. El acto no fue suspendido por la Audiencia Nacional pese a solicitarlo Dignidad y Justicia.