Podemos culpa ahora al Ministerio de Justicia de la rebaja de penas a los acosadores

Culpa a los medios de comunicación por crear una “avalancha mediática” contra Igualdad y los avances feministas de la coalición

Podemos sigue en su huida adelante y enfrascados en su decisión de protegerse frente a todas las críticas y evitando el “mea culpa” a raíz de conocerse la cascada de revisiones de condenas con penas a la baja a causa de la entrada en vigor de la ley de Garantía Integral de la Libertad Sexual. Ya la semana pasada, tanto en el Ministerio de Igualdad como en el partido morado se esforzaban en resaltar que la ley es “de todo el Gobierno”, tras salir aprobada por el Consejo de Ministros -órgano colegiado de decisión- y en recordad que todos los ministerios habían formado parte de la toma de decisiones en la ley.

Sin embargo, ahora van un paso más allá y, en público, llegan a apuntar al Ministerio de Justicia como responsable de las penas que dicta la ley del solo sí es sí. Los morados forjan así un muro de contención frente a las críticas que se están vertiendo en los últimos días y que llegan con unanimidad por parte de todas las asociaciones de la judicatura contra Igualdad. En materia del Código Penal, la tarea de definir las penas partió del Ministerio de Justicia, respaldan. “Esas penas definidas en esta ley las define especialmente y fundamentalmente el Ministerio de Justicia. Eso es así, más que nada porque es su responsabilidad cuando hay un cambio en el Código Penal”, explicó este lunes la portavoz morada y asesora de Igualdad, Isa Serra, que en varias ocasiones recalcó en rueda de prensa tras la ejecutiva del partido que la ley del “solo sí es sí” es una “propuesta penal sólida que incorpora todas las penas que marcó el Ministerio de Justicia”.

Según el partido, la responsabilidad correspondió al ministro de Justicia en ese momento, Juan Carlos Campo, quien, según aseguran, consideró que “no había ningún problema y no iba a suceder lo que está sucediendo”, en referencia a la rebaja de algunas condenas que favorecen a los violadores.

A la par, los morados continúan responsabilizando a los medios de comunicación por dirigir una “campaña política” contra la Ministra de Igualdad, Irene Montero. Una nueva ofensiva que llega después de que Igualdad intentara amordazar a la prensa, al exigir que no informaran sobre los recursos de los abogados de los violadores por crear una “alarma social” innecesaria, según un alto cargo del ministerio. Según el partido morado, se está viviendo una “avalancha mediática contra el Ministerio de Igualdad y los avances feministas del gobierno de coalición”. La portavoz Isa Serra denuncia una “campaña política” por parte de los medios contra el partido. “Cualquier ciudadano que haya puesto la televisión la semana pasada puede hacer una lista de los insultos que ha recibido Irene Montero, el Ministerio de Igualdad y la ley del ‘sí es sí’”, ha continuado. “Eso tiene que ver con una campaña mediática que responde a intereses evidentemente políticos. No es nuevo, es evidente que Irene Montero ha recibido numerosos ataques, pero creo que este no tiene precedentes”, ha continuado. “Hemos visto una campaña virulenta por parte de los medios de comunicación”, ha insistido.