Gente

Primeras palabras de María Teresa Campos sobre Bigote Arrocet: “Lo tengo todo en el teléfono”

La veterana periodista afirma que no piensa ver “Secret Story”, el reality en el que el humorista participa

María Teresa Campos durante una de sus típicas vacaciones en Málaga, en 2018
María Teresa Campos durante una de sus típicas vacaciones en Málaga, en 2018KMJ/KMAGTRES

La veterana presentadora María Teresa Campos ha hablado por primera vez, y lo ha hecho muy emocionada, tras conocer las mentiras que sobre su ruptura ha contado Edmundo “Bigote” Arrocet. “Lo tengo todo en el teléfono” asegura además de afirmar que no piensa ver “Secret Story”, el reality en el que él participa.

“Yo hablé con ella y le dije que me iba a ir... Las cosas se acaban y punto. Las cosas no son para nada como se han dicho y me duele”, afirmó Bigote. Unas palabras que han dolido a María Teresa Campos. Ha sido en el programa de radio Federico Jiménez Losantos donde la presentadora ha dado su versión y ha agradecido a Losantos la defensa que de ella ha hecho. “Yo no quiero hablar de esta persona, he querido llamar para darte las gracias pero no me compete lo que haga, que le vaya bien o mal, que gane, no tengo nada que ver con él y a ver si es posible que se hable de él sin hablar de m픓A mí me daña, que viva su vida y que no se meta con nada mío”, ha destacado en antena María Teresa Campos.

“Yo no quiero fastidiarle ni nada, quiero ser yo como lo he sido toda la vida cuando no le conocía ni sabía quién era esa persona”, afirmaba María Teresa y tenía claro que no va a ver a Edmundo en el reality. “Que gane el reality o haga lo que coño sea porque no lo voy a ver” comentó aunque tiene claro que no se arrepiente de los cinco años de amor que compartieron. “No, si conoces a alguien y estás con alguien... Lo que no quiero es decir palabras bonitas porque no se lo merece”.

La presentadora también ha hablado de los famosos coches que Edmundo habría dejado en su casa. Mientras que el humorista asegura que está todo bien, Teresa explica su versión: se ha librado de ellos después de tenerlos durante 5 años en el garaje y Gustavo se negó dos veces a moverlos porque no tenían los papeles en regla y no se podían conducir. “Por una amiga, salió la oportunidad de dárselos a un señor y se los ha llevado con una grúa incluso voy a tener que pagar la grúa”, contó.